Bodas

Cómo elegir la tarta de boda ideal: consejos básicos

La tarta de boda ha evolucionado mucho en los últimos años y, en la actualidad, se cuida al máximo su elección y presentación. Por eso, os contamos todos los secretos para acertar de lleno a la hora de escogerla y conseguir vuestro pastel ideal.

¿Aún sin la tarta para tu boda? 🍰
Pide información y precios de Tartas de boda a empresas cercanas
naked cake de varios pisos decorada con flores multicolor

naked cake de varios pisos decorada con flores multicolor

Tartas de boda sencillas, tartas de boda espectaculares, tartas de boda originales, tartas de boda de varios pisos, tartas de boda de chocolate… Existen infinidad de pasteles de boda con estilos, sabores, rellenos, formas, variaciones, acabados y tonalidades diversas para endulzar el final del banquete nupcial y sorprender a los invitados con un mágico (y apetitoso) momento. ¿Es hora de escoger vuestro pastel de boda y no sabéis por dónde empezar? Tranquilos, porque esta guía os facilitará su elección. Y es que en ella os contamos los básicos que debéis seguir para acertar de lleno y que tanto vosotros como los invitados quedéis encantados con el sabor y la presentación del pastel ganador. Desde los diferentes tipos de tartas existentes en el mercado hasta las tendencias actuales, pasando por los factores que no podéis descuidar, las ideas para personalizarla y muchos más detalles. ¡Let’s go!

Últimas tendencias en tartas de boda

Cuando lo que se busca es impresionar a familiares y amigos, las últimas tendencias del sector son una apuesta segura. Y es que os servirán de gran inspiración para escoger un postre nupcial que, además de bonito y sabroso, siga las modas que triunfan en la alta pastelería. Si os casáis en 2022 debéis saber que los pasteles con flores muy llamativas, las tartas de boda con textura, las conocidas naked cakes, las tartas marmoladas y los drip cakes se presentan como los grandes must de la temporada.

Aunque también seguirán pisando con fuerza las mini tartas y los pasteles individuales, las tartas geométricas, las de efecto acuarela y las que incorporan toques dorados. Sin descuidar las composiciones alternativas al tradicional pastel, con donuts o macarons, que cada vez tienen más adeptos. Por otra parte, si algo nos trae el universo de la repostería nupcial para 2022 son nuevas presentaciones originales de las tartas, ya que se podrán ver muchos aros de madera y otros soportes únicos que no dejarán a nadie indiferente.

Claves infalibles para elegir el pastel

Materializar la tarta de boda que tenéis en mente es posible. Basta con encontrar los expertos más idóneos, así como tener en cuenta diferentes aspectos: que encaje con vuestros gustos personales y con el estilo de la boda, que sea sabrosa, que incluya ingredientes estrella y que cuadre con vuestro presupuesto. Si necesitáis un poco de orientación, tomad nota de estos tips para acertar de lleno al elegirla.

tarta de boda con varias capas y flores alrededor, de color blanco, ideal para el día de la boda

A juego con el estilo de la boda

Definir el estilo de la boda es siempre el primer paso para dar en el clavo. Y es que lo ideal es que vuestro pastel combine con el tipo de boda que estéis organizando para que todos los detalles vayan en sintonía, puesto que forma parte de la decoración del gran día. Así pues, deberéis fijaros en la temática, la fecha, el lugar, los colores y los adornos de la boda para que el pastel no desentone.

Por ejemplo, ¿tendréis una boda rústica? Optad por una naked cake o tarta desnuda acompañada de las mismas flores que lucirá la protagonista en su ramo de novia silvestre. ¿Será un enlace clásico y formal? Nada mejor entonces que decantaros por un fondant blanco con perlas de caramelo o flores rosas o nude, o bien por un pastel francés con nata. ¿Vuestro paso por el altar tendrá una esencia informal? Pedid que os la hagan de variados e intensos colores. ¿Queréis dejar boquiabiertos a vuestros seres queridos? En tal caso, elegid una tarta con formas geométricas, una llamativa tarta geoda o bien un rico pastel hecho a medida siguiendo la estética del evento. 

Tened en cuenta la temporada del año

No todas las épocas, climas y temperaturas son aptos para todos los tipos de pasteles. Y es que hay coberturas que aguantan más el calor o el frío, así como sabores que combinan mejor según la estación o el menú que se vaya a servir. De esta forma, iréis descartando opciones y contemplando posibilidades. Por ejemplo, el chocolate, los pralinés, los frutos secos, el merengue, las tartas tipo coulant y los carrot cakes serán opciones idóneas para el otoño o el invierno. Mientras que las bodas de verano o primavera invitan más a tartas de sabores frescos, frutas cítricas, tartas heladas, tartas mousse y tartas de obleas.

Eso sí, independientemente de cuándo os deis el "sí, quiero", si os decidís por una tarta con toques frutales, procurad que las frutas sean de temporada para potenciar su sabor y presentarlas en su mejor versión y momento. ¡Un detalle que los invitados agradecerán enormemente!

tarta de boda con el logo de la pareja en el último piso y flores alrededor

El sabor: un básico imprescindible

Más allá de su imagen exterior, no debéis pasar por alto el interior. Y es que el sabor es determinante para que la tarta resulte realmente 100% exitosa y conquiste el paladar de todos los presentes. Para empezar, debéis partir de vuestros gustos favoritos. Así que si tenéis debilidad por el chocolate o las fresas, no dudéis en hacerlos protagonistas del pastel. Luego, también debéis tener en cuenta, por supuesto, los sabores más habituales, que suelen ser los que gustan a la mayoría: la nata, el chocolate, la vainilla, los rellenos de crema o mermeladas de frutas, el limón, la naranja, la zanahoria... Y es que a veces es preferible innovar en formas y texturas y no tanto en sabores. Pensad que la tarta de boda tiene que gustar a todos los presentes.

No olvidéis tampoco que la tarta se sirve al final de un banquete fenomenal (y copioso) tras el cual los invitados estarán llenos, por lo que debéis buscar sabores que no solo no empalaguen, sino que sean irresistibles. Incluso que ayuden a hacer la digestión.

Vigilad el presupuesto

¿Cuánto os queréis (o podéis) gastar? La respuesta os servirá de referencia para elegir un tipo u otro de tarta, así como los detalles decorativos de la misma. Y es que el presupuesto de la boda es un factor que condiciona todos los elementos del gran día, por lo que hay que calcularlo muy bien y dividir los importes para cada partida en función de su importancia o prioridad. De esta forma, obtendréis una idea realista de cómo puede ser vuestro pastel soñado y podréis empezar a ver las distintas posibilidades a vuestro alcance. Que por cierto… ¡son infinitas!

tarta de boda clásica con fondant adornada con cálidas flores, ideal para el día de la boda

Recurrid a pasteleros profesionales

Otro punto importante a la hora de elegir el pastel de boda ideal es dar con el profesional más adecuado para la tarea. Y es que si queréis una elaboración de 10 que cumpla con vuestras expectativas, debéis dejar que se encarguen manos expertas con años de experiencia a sus espaldas. En tal caso, debéis saber que, aunque la mayoría de espacios de celebración suelen incluir la tarta de boda entre sus servicios, son también muchos los que ofrecen la posibilidad de encargarlo fuera a una pastelería de vuestra elección. Sobre todo, cuando se trata de crear un pastel 100% personalizado a los gustos y deseos de la pareja casadera. Así que vale la pena consultarlo con cada establecimiento antes de tomar una decisión.

Si os seduce la idea y os lo permiten, os recomendamos consultar nuestro directorio de empresas, donde encontraréis los mejores profesionales especializados en tartas de boda. Desde las más sencillas hasta las más grandes y espectaculares. Llegados a este punto, lo único que deberéis hacer es revisar bien toda la información que tengan disponible acerca de sus servicios y de los diferentes tipos de tartas que confeccionan, cotillear encargos anteriores que tengan en sus galerías de imágenes, leer las opiniones del resto de parejas y hacerles todas las preguntas que se os ocurran. Por ejemplo, ¿trabajáis con todo tipo de ingredientes? ¿Tenéis en cuenta las alergias de los invitados? ¿Tenéis en regla los certificados de sanidad? En este artículo encontraréis otras preguntas para hacer a vuestro pastelero.

tarta de boda de varios pisos de color negra con toques dorados ideal para el día de la boda

Por último… ¡probadla antes!

Tanto si os decidís por encargar la tarta a una pastelería de vuestra elección como al propio catering o restaurante, no os fijéis únicamente en las fotografías que podáis ver y los comentarios que leáis. Pensad que, en ocasiones, la realidad es completamente distinta y podéis encontraros con que el resultado final no sea del todo de vuestro agrado. Por ello, resulta fundamental que antes del gran día degustéis la tarta para comprobar en persona los sabores, las texturas y la estética final, ya sea el mismo día de la prueba del menú o en otro momento. Y es que, si por alguna razón no os acaba de convencer, difícilmente hará las delicias del resto.

Tipos de tartas de boda

Actualmente, los chefs pasteleros diseñan pasteles de boda que son auténticas obras de arte. Es suficiente con ver alguno de los realities de tartas y pasteles americanos para darse cuenta de ello. Y es que en el mercado existe una amplia variedad de tartas, desde las más clásicas hasta las más modernas y fantasiosas, para que tengáis mucho donde escoger.

¿Queréis una tarta de fondant, una tarta geoda o una naked cake? ¿O más bien una con ondas o acuarelas? A continuación, os detallamos las tartas de boda más populares y solicitadas en los últimos tiempos en función de sus ingredientes, formas, acabados, colores y decoraciones. Así, descubriréis más fácilmente cuál es la más apropiada para vosotros.

mouse de limón con cobertura de nata, ideal como pastel de boda

Naked cakes

Las naked cakes o tartas desnudas son una opción muy trendy. Son tartas de boda sencillas que se caracterizan por no tener ningún tipo de cobertura sobre el bizcocho, lo que les da una estética o estilo rústico, ideal para bodas campestres o bohemias. De este modo, se pueden apreciar perfectamente sus colores, texturas y relleno, así como sus guarniciones, ya sean flores silvestres o de azúcar, frutas frescas, frutos rojos, dulces, etc.

Una propuesta simple, fresca, versátil y con aires desenfadados, que conquistará por su belleza y vistosidad. Así como también lo hará la seminaked cake, es decir, la variante donde el bizcocho queda semicubierto con un poco de frosting. 

Tartas de boda geoda

Estas tartas de boda originales son pura magia. Inspiradas en las piedras preciosas que se encuentran en la naturaleza, como la amatista, el zafiro, el diamante y la aguamarina, son pasteles que en su parte central simulan la apertura de una roca. Sin duda, una propuesta magnífica para las parejas amantes de la Madre Tierra y de los minerales que buscan dejar boquiabiertos a sus invitados.

Podéis elegir un modelo de tarta geoda completamente innovador con colores, intensidades y brillos llamativos, toques metalizados y otras decoraciones sugerentes. Una técnica compleja y laboriosa por el trabajo exquisito con el azúcar y el colorante, solo apta para pasteleros profesionales. ¡El resultado final será impresionante!

tarta geoda en tonos negros, verdes y amarillos, ideal para sorprender a los invitados de la boda

Tartas de boda geométricas

Los pasteles con estructuras geométricas están en auge. Una propuesta moderna, original y minimalista que, bien por su apariencia o por los detalles de su cubierta o base, evocan formas y figuras geométricas estratégicamente definidas: triángulos, rombos, cuadrados, hexágonos… ¡Todo un reto para el pastelero!

Drip cakes

Es indiscutible que estos pasteles de boda son lo más. Un diseño que, como su nombre indica, es una tarta que gotea. Algo que pone de manifiesto una vez más que la imaginación y la creatividad no tienen límites en este sector. Por tanto, si os gustan los pasteles estampados impresionantes esta es una opción que debéis contemplar.

Recubiertos por un ganache que simula que gotea, crean una sensación de dinamismo y romanticismo única y muy divertida. Eso sí, tened en cuenta que el dripping lucirá más en un pastel alto de varios pisos que en uno de un solo nivel. ¡Vosotros decidís! 

drip cake en tonos blancos y rosas, ideal para el banquete de boda

Tartas de boda con fondant

Si queréis un pastel de boda elegante, confiad en el fondant. La cobertura más popular, versátil y dulce del mundo de la repostería nupcial. Y es que esta cobertura de azúcar totalmente maleable se usa para cubrir el bizcocho y darle la forma artística deseada, lo que da como resultado tartas de boda personalizadas y sofisticadas en una gran variedad de estilos, siluetas, colores y tendencias.

¿Celebraréis una boda formal? Entonces optad por un pastel de boda fondant total white, que recuerda a las tartas de boda de toda la vida. Por el contrario, si la cita nupcial tendrá un aire más informal, jugad con las tonalidades del fondant para darle una apariencia más divertida. En ambos casos, además, podéis recurrir a detalles decorativos tan románticos como encajes, perlas, lazos o joyas para embellecer el conjunto.

Tartas de boda con chocolate

Un sabor que nunca falla. En este caso, podréis escoger entre una amplia variedad de propuestas: la tradicional tarta Sacher, la intensa Selva Negra, las tartas de ganache con nata caliente mezclada, un pastel tipo coulant, una naked cake rellena de chocolate, una elaborada con tres chocolates –negro, con leche y blanco–, etc.

Sin descuidar el pastel conocido como "blanco y negro", que se realiza a partir de un bizcocho de chocolate negro y un relleno de chocolate blanco y avellana. ¡Una mezcla muy interesante! Otra posibilidad es jugar con productos que tengan chocolate, como los crocantis y bombones de cacao. Elijáis lo que elijáis, ¡las opciones en tartas de chocolate no defraudan nunca!

tarta de boda con chocolate y frutos rojos, decorada con el nombre de los invitados

Tartas de boda lienzo

Las tartas de boda lienzo o tartas acuarela son cada vez más habituales. En ellas se mezclan distintos tonos, colores y filigranas como si fuesen auténticas pinturas al óleo. Desde dibujos e ilustraciones artísticas hasta mezclas de colores por pisos, monogramas o textos en lettering. ¡Todo vale!

Chalkboard cakes

También conocidas como tartas pizarra, son perfectas para esos enamorados que buscan huir de los diseños más convencionales. Y es que los chalkboard cakes se caracterizan por estar cubiertos con una pasta de azúcar negro que, a su vez, se pinta con una especie de tiza comestible. Una propuesta dulce e impactante que causará sensación.

¿Qué más tienen de especial? Pues que se adaptan a cualquier estilo de boda, ya que pueden adoptar una estética más rústica, elegante, retro, vintage o romántica en función de los detalles decorativos que se le añadan: frases de amor, poemas, corazones, flores, vuestros nombres o iniciales… Así que, si os gustan los pasteles oscuros, sois creativos y/o vais a poner pizarras para decorar vuestro gran día –un elemento muy de moda en la actualidad–, esta es vuestra tarta de boda ideal.

Chalkboard cake decorada con letras, frases y símbolos, ideal para una boda moderna

Tartas de boda con efecto mármol

Los pasteles con efecto mármol son ideales para las parejas que buscan creaciones vanguardistas y fantasiosas. ¿Qué los hace realmente diferentes? Su aspecto y presentación, que imita la superficie de un panel de mármol, con delicadas vetas de colores. Unas tartas de boda espectaculares que han invadido las redes sociales en los últimos tiempos gracias a su originalidad y esencia chic.

¿Cómo se consiguen? Mezclando colorantes alimentarios en el fondant hasta lograr al efecto deseado. ¿Y cuáles? Por lo general se usan tonos suaves –azules, verdes, grises, rosas...–, aunque la intensidad dependerá de cada pareja de enamorados. Eso sí, intentad siempre que sean tonalidades dentro de una misma gama cromática. Así el resultado será más armónico y pulido.

Brushstroke cake

Las brushstroke cakes, también llamadas feather cakes, son tartas decoradas con pinceladas que parecen plumas. Una técnica que se hace derritiendo el ingrediente escogido, que posteriormente pasa a endurecerse para dar forma a pequeñas esculturas. Unas plumas figuradas que pueden ser del color y tamaño que imaginéis, y que pueden ir colocadas donde más os guste.

tarta de boda de color rosa con efecto de plumas, ideal para un enlace elegante y moderno

Ruffle cake

Se trata de un pastel de boda cubierto por volantes o formas onduladas dispuestas de forma diferente. Se suelen preparar con buttercream o merengue, aunque podéis llegar a encontrar alguna variedad hecha de fondant. ¿Por qué gustan tanto? Sobre todo, por su elegancia única y atemporal, que captará la atención del fotógrafo de la boda.

Tartas de boda con efecto metalizado

Las tartas de boda metalizadas están muy de boda. Así que, ¿por qué no aprovecharlo y servir un bizcocho que parezca fabricado en oro, plata o bronce? Podéis simplemente pedir que os hagan unas pequeñas líneas decorativas, cubrir la tarta entera o bien solo uno de los pisos, añadir elementos sutiles con brillos metalizados, destacar una composición magistral con destellos brillantes en relieve, agregar brocados sorprendentes en la cobertura… ¡Las posibilidades son infinitas!

tarta de boda con efecto metalizado en tonos dorados ideal para el día de la boda

Tarta de boda falsa

Otra de las apuestas infalibles en la actualidad. ¿En qué consiste exactamente? Muy simple. Se trata de una tarta "de mentira" en la que solo el piso superior es real. Es decir, aquel que van a cortar las parejas. Una solución exprés, vistosa y cómoda, ideal para aquellos que sufren por desmontarla por donde no toca. Aunque también las hay que son 100% irreales. Es decir, que cumplen solo con la función del corte de la misma para seguir la tradición. En este caso, se suele ofrecer a los invitados otro tipo de postre nupcial.

Tartas de boda con flores

¿Quién dice que las flores no pueden estar presentes en el pastel de bodas? Repartidas alrededor de la base, cayendo en cascada, repartidas por los diferentes pisos, como cake topper… Las pongáis donde las pongáis, su presencia no solo despertará la atención de los presentes, sino que hará las delicias de cada uno de ellos.

¿Y qué tipo de flores escoger? Si vais a celebrar un enlace eco-friendly, nada mejor que decantaros por flores naturales. Y si pueden ser frescas y de temporada, mejor. Para el resto de bodas, en cambio, podéis contemplar sin problema las flores artificiales o las flores comestibles. Dejaos guiar siempre por las recomendaciones de vuestro pastelero y no fallaréis. Recordad, también, elegirlas en diferentes colores, tamaños y variedades para que el resultado sea más espectacular y lleno de dinamismo y personalidad.  Por último, no dejéis de leer este artículo donde encontraréis más ideas sobre las tartas de boda con flores.

tarta de boda desnuda con efecto de goteo y flores de diversos tamaños y colores

Layer cakes

En esta ocasión, hablamos de pasteles típicos americanos que se disponen en múltiples capas, incluyen un rico relleno que las une –puede ser mermelada, crema, mantequilla, chocolate...– y generalmente están cubiertos por un glaseado a juego con el interior. Una opción muy acertada, sobre todo si queréis una tarta de boda grande.

Mini tartas individuales

Los pasteles o tartas individuales son lo más cool del momento. Pequeñas obras de arte con las que despuntar y alejaros del tradicional pastel de boda gigante. Pero, ¿qué son en realidad? Mini pasteles de sabores, formas y coberturas inacabables para los que buscan algo diferente sin renunciar al sabor ni a los diseños tan creativos. Pueden ser una representación en clave mini del propio pastel o bien una alternativa a la clásica tarta de boda grande. ¡Lo que queráis!

mini pasteles individuales de color rosa para el día de la boda

Tarta de boda con frutas

Un postre simple, saludable y resultón. Servid a los invitados un bizcocho con un relleno de frutas –frambuesas, limón, piña, arándanos, fresas, manzana...– y/o frutas por encima o por los lados, a modo de guarnición. ¡Un clásico infalible! Y aunque no son una opción muy habitual como tarta de boda, dentro de esta categoría se pueden incluir también la tarta Charlotte, originaria de Francia, con un interior relleno de mousse de fresa, frutos rojos por encima y bizcochos de soletilla (melindros) alrededor; el banana bread –pan de plátano–; la tarta crujiente de manzana, y los hojaldres y milhojas con variedad de frutas y crema. ¡Seguid explorando el resto de ideas de tartas de boda con frutas!

Tartas de boda temáticas

Sin duda, la opción más solicitada cuando se trata de tener una tarta de boda personalizada. Y es que los pasteles temáticos están pensados para reflejar vuestros gustos y caracteres. De esta forma, si os encanta el cine, ¿por qué no elegir una tarta inspirada en este arte? ¿Y qué os parece una tarta con un mapamundi si sois amantes de los viajes? ¿O bien un pastel de boda de Marvel con vuestro superhéroe favorito o uno repleto de vuestras fotos preferidas? No tengáis miedo de marcar la diferencia y pedid una tarta de boda friki en consonancia con el tema de vuestro día.

tarta de boda temática de cuatro pisos decorada con personajes de series y películas

Tartas alternativas con otros formatos

Existe también la posibilidad de crear tartas originales a partir de cupcakes, donuts, macarons, crepes, brownies, muffins o cualquier otro dulce parecido que se os antoje. Creaciones visualmente exquisitas que no dejarán a nadie indiferente, sobre todo a los más pequeños.

Otras variedades de tartas

Del mismo modo, hay otras alternativas a la tradicional tarta de boda clásica de color blanco. Por ejemplo, la tarta red velvet, con un intenso color rojo y un glaseado de queso cremoso; el carrot cake, que es un pastel de zanahoria irresistible; la tarta de Santiago, para los apasionados de las almendras, y el clásico cheesecake, que también se puede encontrar en otros sabores, como la tarta de queso y calabaza con caramelo, la tarta de queso y mango, la tarta de queso y lima o la tarta de queso y té matcha.

El Mas del Silenci

La presentación y personalización de la tarta: ¡un must!

Como podéis imaginar, el pastel de boda elegido para servir a los invitados no solo debe estar rico y sabroso, sino que también debe entrar por los ojos. Por lo que es absolutamente necesario que le pongáis el broche de oro estético para que sea todo un éxito y se le puedan sacar cientos de instantáneas. Y que lo hagáis, por supuesto, siguiendo todas vuestras preferencias para que tenga ese toque personal inconfundible. Tomad nota de estos sencillos consejos.

El tamaño

Más allá de la forma del pastel –cuadrado, redondo, rectangular...–, también es esencial definir el número de pisos que queréis que tenga, para poder calcular las porciones que os deben salir en función de los invitados que tengáis en el convite. Como podéis imaginar, cuanta más larga sea la lista de familiares y amigos, más grande deberá ser la tarta. Aunque podrá haber diversos pisos si os hace ilusión y no sois muchos, recordad igualmente la posibilidad de hacer pisos falsos para ganar altura. Lo importante es que nadie se quede sin su porción.

Así pues, pensad: ¿preferís un pastel de boda de dos pisos o mejor un pastel de boda de cuatro pisos? ¿Y por qué no una tarta de boda sencilla de un solo nivel? Las hay en todos los tamaños y medidas: más altas, más bajas, más anchas, más delgadas, kilométricas, de tamaño estándar… Todo depende de lo que queráis.

infografía de Bodas.net sobre el tamaño ideal de la tarta de boda

Sabores, texturas, colores y decoraciones diversas

Las posibilidades en cuanto personalización de la tarta, por dentro y por fuera, son ilimitadas. Desde sabores tradicionales –como la nata, el chocolate, la vainilla, el limón, las fresas y la crema– hasta sabores exóticos –el mango, el maracuyá, el té verde...– y originales –el limoncello, el pistacho, el café, el queso, la zanahoria o el turrón–.

Lo mismo sucede con las texturas y acabados que se pueden lograr: toques dorados o glitter, estampados con wafer paper, detalles con figuras de origami, efectos de goteo, mármol o volantes… Y también, por supuesto, con las decoraciones finales con elementos como las frutas, las flores –naturales, secas o de azúcar–, las joyas, las bengalas, las plumas y las pinturas, y las coberturas como el fondant y el frosting.

Sin olvidarse de los toppings, como toffees, frutos secos, arroz inflado o grageas de chocolate de colores. Tampoco se quedan atrás los diseños, que pueden ser tan personalizados como queráis. Por ejemplo, ¿iréis de luna de miel a Nueva York? Entonces podéis customizar la tarta con la Estatua de la Libertad, el Empire State o cualquier otro icono de la gran manzana. En cuanto a los colores, podéis lanzaros a por las tonalidades predominantes en vuestra decoración nupcial o bien crear combinaciones llenas de vida y alegría. ¡Un universo rico y extenso de posibilidades!

infografía de Bodas.net con las decoraciones posibles para embellecer un pastel de boda

Cake toppers llenos de encanto

Actualmente, pueden encontrarse todo tipo de figuras para adornar y coronar la tarta nupcial. Y, además, en todos los materiales y versiones. Desde las clásicas figuras de parejas –elegantes, bailando, besándose, en una escena divertida...– hasta piezas de madera con siluetas, juguetes o muñecos de la infancia, figuras de goma eva, creaciones de ganchillo y elementos simbólicos –como fotografías o frases que os representen– o bien el símbolo del infinito con vuestros nombres.

¿Más opciones? Por supuesto. También destacan las banderitas a modo de guirnalda, las figuras de superhéroes, las propuestas en cerámica que imitan a la pareja, las piezas que incorporan las iniciales de los cónyuges, las figuras 100% personalizadas –con vuestros rasgos físicos, el estilismo nupcial, un guiño a vuestra profesión o mascota, etc.– y muchas más propuestas. Y es que triunfan los cake toppers diferentes y originales que rompen los esquemas y convierten las tartas de boda en únicas y extraordinarias.

Presentaciones tradicionales y originales

¿Cómo presentar el pastel de boda? Sin duda, con una base o soporte a la altura de la ocasión que cree ese efecto wow tan deseado. Desde las clásicas fuentes con uno o varios compartimentos hasta candelabros antiguos, arcos y troncos redondos de madera, bandejas con pie, etc. Por otra parte, para lucir la tarta y exhibirla delante de todos, podéis recurrir a columpios y arreglos colgantes engalanados con flores y luces o montar un delicioso candy bar. ¡La imagen y el momentazo serán espectaculares!

cake topper con los nombres de los novios y un silueta de una pareja bajo un paraguas

El precio de las tartas de boda

¿Cuánto puede costar una tarta de boda en España? Es la pregunta del millón. Y la respuesta siempre dependerá de variables tan diversas como el formato de la tarta, su tamaño y diseño central, los sabores e ingredientes, la decoración y vuestras preferencias personales.

Además, tenéis que valorar la cata del pastel, ya que hay empresas que la contemplan en el precio final y otras que no, así como el transporte, si se requiere. Aún así, para que os hagáis una idea general, tened en cuenta que el precio medio de un pastel de bodas de calidad oscila entre los 250€ y los 1.000€.

¿Cómo lograr que os salga un poco más barato? Estando siempre pendiente de las ofertas y descuentos existentes entre los maestros pasteleros, que podéis consultar también en su escaparate del portal. Pensad que lo ideal es que encarguéis la tarta entre cuatro y seis meses antes del enlace, así que no dejéis la tarea para el último momento para que os cuadre con vuestro presupuesto y podáis aprovechar alguna oferta irresistible.

pastel de boda clásico de cuatro pisos encima de un soporte dorado, ideal para una boda vintage

Historia y tradiciones de la tarta de boda

El origen de la famosa tarta de boda se remonta a la Antigua Roma, donde la tarta era una sencilla torta de trigo y sal. Entonces era el novio quien se comía media tarta durante la ceremonia y rompía la mitad restante en la cabeza de la novia, y los invitados se comían las migas que caían como símbolo de fertilidad.

No fue hasta el siglo XVII que empezó a concebirse la tarta como la conocemos hoy en día. Entonces, en Inglaterra se puso de moda hacer muchas tartas y apilarlas adornándolas con frutas y nueces. Algo que con el tiempo pasó a ser un único pastel enorme para garantizar un sistema más fiable y estable. ¿Os apetece conocer más pinceladas del simbolismo que guardan? ¡Allá vamos!

Costumbres para la buena suerte

Otra tradición de la tarta de boda de aquella época era la de esconder en su interior un anillo de cristal. El invitado que lo encontrase se aseguraba un año de felicidad. Si la afortunada era una joven soltera significaba que sería la próxima en casarse. También es muy conocida la de construir una torre en base a bizcochos regalados por los más cercanos. Y es que cuanta más altura se consiguiera, más feliz sería el matrimonio y mejor eran sus amistades.

Una costumbre más actual (y realmente curiosa) es esta de Estados Unidos: las parejas guardan el último piso del pastel –o un trozo– en el congelador hasta la fecha de su primer aniversario de boda. Es entonces cuando se lo comen como símbolo de su amor duradero.

tarta de boda con pisos de varios colores, texturas y sabores, ideal para el día de la boda

¿Más leyendas legendarias? Por ejemplo, la que dice que los enamorados deben darse tarta el uno al otro en primer lugar. Un intercambio de bocados que, según las supersticiones, simboliza la fertilidad de la pareja y su buena fortuna. Sin embargo, siempre hay quién aprovecha el momento para gastar bromas y ensuciar la cara del otro. ¡Un momento 100% gracioso y fotogénico!

El corte de la tarta

Sin duda alguna, la tradición más conocida por todos hoy en día: cortar la tarta de boda los dos juntos. ¿Por qué? Pues porque el hecho de partirla en común significa unión y fuerza conjunta. Después, el pastel se reparte entre los invitados en señal de agradecimiento y cariño hacia quienes comparten ese día tan especial con vosotros. ¡Uno de los momentos más esperados del banquete!

Si os animáis a seguir esta tradición, no olvidéis pinchar de fondo alguna de las canciones para el corte de la tarta que os toque la fibra o alguna de las melodías recomendadas por Bodas.net para esta esperada escena.

imagen de las manos de una pareja en el momento del corte de la tarta de boda con un cuchillo

Test: ¿qué pastel encaja mejor con vuestro estilo de boda?

Por último, y no menos importante, os sugerimos hacer este rápido test y comprobar de primera mano qué pastel encaja mejor con vuestra personalidad o con el estilo de la boda. Y es que uno de los elementos más mágicos del convite merece toda vuestra atención para elegirlo con mimo y a conciencia.

¿Lo tenéis ya claro? Seguro que tras leer detenidamente esta completa guía, elegir la tarta de boda ideal será pan comido. Eso sí, recordad que dejarse asesorar por los expertos es siempre la mejor de las vías para dar en el clavo y no arrepentirse. Aún así, escoged siempre con el corazón y dejándoos guiar por vuestra intuición, porque la tarta que elijáis será la que más os represente y hable de vosotros. ¡Tendréis el éxito asegurado!

¿Aún sin la tarta para tu boda? 🍰
Pide información y precios de Tartas de boda a empresas cercanas

Otros artículos que te pueden interesar

  • Ideas para un 'candy bar', la mesa de dulces de vuestra boda
    Todo lo que hay que saber sobre el banquete de boda
    Ideas para un 'candy bar', la mesa de dulces de vuestra boda
    El 'candy bar' se impone con fuerza en todo tipo de bodas, desechando la idea de que los dulces son solo para los niños. ¿Os apetece incluir uno en vuestro soñado día B? Será una de las principales atracciones del banquete nupcial. ¡Palabra!
  • Las mejores recetas de cremas y sopas para el banquete de boda
    Todo lo que hay que saber sobre el banquete de boda
    Las mejores recetas de cremas y sopas para el banquete de boda
    Las sopas y cremas gourmet no pueden faltar en vuestro banquete de boda, ya sea como una sabrosa tentación en el aperitivo o como un delicioso acompañamiento. Y podréis apostar por ellas en cualquier época del año, pues pueden ser frías o calientes.
  • CVNE, vinos de calidad para vuestra boda
    Todo lo que hay que saber sobre el banquete de boda
    CVNE, vinos de calidad para vuestra boda
    El vino juega un papel fundamental en las bodas, por lo que para vuestra romántica celebración tendréis que apostar por uno de la máxima calidad. Y en este sentido, la Compañía Vinícola del Norte de España (CVNE) se convierte en una magnífica aliada.
  • ¡Palabra de expertos! Esto es lo más nuevo en sabores y diseños para tartas de boda 2021
    Todo lo que hay que saber sobre el banquete de boda
    ¡Palabra de expertos! Esto es lo más nuevo en sabores y diseños para tartas de boda 2021
    Siete profesionales del sector nos desvelan qué tendencias pondrán la guinda más dulce en las tartas de boda de este año. No os perdáis las opciones más deliciosas ni las presentaciones más increíbles para 2021... ¡y sorprended a los invitados!
  • ¿Os apetece un roscón de Reyes el día de vuestra boda?
    Todo lo que hay que saber sobre el banquete de boda
    ¿Os apetece un roscón de Reyes el día de vuestra boda?
    El Día de Reyes es tradición disfrutar de un delicioso roscón. Así que, si tenéis previsto dar el "sí, quiero" en los días previos o posteriores al 6 de enero, ¿qué os parece incluir esta dulce tentación en la boda? ¡Encantará a todos los presentes!