Mayte Villares Fotografía

Hay momentos preciosos cuando se está organizando una boda. Por ejemplo, cuando entre todos los vestidos de novia que te has probado encuentras por fin el modelo de tus sueños, cuando te ves estupenda tras salir de la prueba de peluquería porque ya sabes qué peinado de boda lucirás en la gran cita o cuando encontráis juntos un estiloso traje de novio que armoniza a la perfección con el estilo del enlace.

Pero aparte de preparar el look nupcial, confeccionar la lista de invitados también es un momento muy emocionante y gratificante. Y no lo es menos designar a algunos de los asistentes más jóvenes como vuestros pajes de boda. Los niños participarán activamente y darán mucha alegría a la ceremonia. Pero como ya se sabe que con los peques siempre se pueden producir situaciones impredecibles, os mostramos algunos prácticos consejos para elegirlos. ¡Tomad nota de estos cuatro tips!

1. Edad

A nivel protocolario, los pajes forman parte del cortejo nupcial y son los encargados de anunciar la entrada de la novia a la iglesia o al lugar de la ceremonia, de manera que entrarán siempre delante de ti.

También se encargarán de ayudarte en momentos puntuales, como llenando de pétalos de flores tu camino hacia el altar o custodiando el ramo de novia silvestre elegido para la ocasión. Por la importante labor que desempeñan se recomienda que sean niños mayores de 3 años, pues es muy probable que, si son más pequeños, se puedan distraer fácilmente, les entre miedo escénico o se cansen y no consigan realizar su misión con éxito. Así pues, lo habitual es que se trate de niños entre 3 y 7 años.

Celebraciones Campo de Tenis y Padel Lew Hoad

2. Carácter extrovertido

Intentad que sean niños y niñas sin miedo escénico ni muy tímidos o vergonzosos, ya que en caso contrario es muy probable que se sientan abrumados por ser el centro de atención. A ser posible, optad por pajes extrovertidos pues se adaptan a los diferentes ambientes, a las situaciones nuevas y que se sientan cómodos con el papel que les hayáis asignado.

Y al igual que en vuestras ideas de decoración para bodas tenéis preparado una opción de emergencia si la celebración es en el exterior y ese día amanece lluvioso, es importante que tengáis un plan B por si algún pequeño se agobia. ¿La mejor manera de conseguir que se sientan seguros? Que sus padres o algún familiar cercano los acompañe y ayude en su tarea.

3. Del entorno familiar o amistades

La tradición a la hora de elegir a vuestros pajes de boda suele ser que sean miembros de vuestra familia más cercana: hijos, sobrinos, hermanos... Pero también pueden ser hijos de amigos íntimos a los que conozcáis bien para que se muestren seguros en vuestra compañía. ¡Seguro que unos y otros se van a quedar impresionados con el maravilloso vestido de novia para 2018 que has elegido para el día más feliz de tu vida!

Mirrors foto y vídeo

4. ¿Cuántos pajes deben formar la comitiva?

Al igual que acudiste a las pruebas de tu vestido de novia con escote en V acompañada por un reducido grupo de amigas, la comitiva nupcial no debe ser muy numerosa. Lo habitual es que el número de pajes sea de un mínimo de 2 y de un máximo de 6. No obstante, sois vosotros los que tenéis la última palabra.

Eso sí, a la hora de decidir tened en cuenta cuestiones logísticas en cuanto al vestuario, pues lo habitual es que los vestidos de fiesta para 2018 que lleven los hayáis elegido vosotros para que vayan acordes con el tipo de boda y el lugar de celebración. También es decisión vuestra si queréis que vayan todos iguales o, simplemente, que los conjuntos sean similares pero no idénticos.

Un último consejo: una vez hayáis elegido a los pajes de vuestra boda, conviene que sus padres les expliquen bien en qué consiste su importante labor en vuestro día más especial. Y para mayor seguridad, podríais ensayar con ellos para que puedan entender a la perfección cuál es su función. De este modo se sentirán más cómodos y seguros en su papel.

¿Cómo podéis recompensar a los pajes de boda en vuestro día B? Muy sencillo, con ideas originales para bodas pensadas especialmente para ellos, como talleres, cuentacuentos o yincanas. Y dedicadles algunas de las canciones para bodas o bailadlas con ellos. Se sentirán súper importantes. ¡Y les encantará!