Ir al contenido principal
Bodas

¿Cuál es el rol de la madre de la novia?

No es la novia ni la madrina pero, sin duda, es una de las mujeres más importantes del día B. Por eso te explicamos cuál es el rol de la madre de la novia en una boda. ¿Lista para conocer tu papel en los preparativos y en una jornada tan especial?

Carla Delgado Fotografía

Antes que nada, ¡felicidades por la boda de tu hija! Tienes por delante la organización de uno de los días más felices de su vida y de uno de los más destacados para ti. Ella cuenta con tu ayuda y tu apoyo para numerosas tareas, como escoger el vestido de novia, por ejemplo. Y es que aunque no siempre lo parezca, el papel de la madre de la novia es muy importante tanto durante los preparativos como el día de la boda. Hay un montón de cosas por hacer pero, sobre todo, recuerda estos dos aspectos. Primero, que la que se casa es tu hija, no tú. ¿Qué significa eso? Pues que la que debe elegir el diseño de las invitaciones de boda, por ejemplo, es ella. Y, segundo, que tienes que intentar disfrutar de los meses previos y de la jornada nupcial. ¿Cómo? Probándote muchos vestidos de fiesta, mirando numerosos complementos y escogiendo cuál de los peinados para bodas resulta más indicado en tu caso.

¿Qué puedo hacer durante la organización?

Love Storyteller

Organizar una boda es bastante laborioso, pero si planificas bien las tareas que te encarguen podrás gozar de cada momento sin sobresaltos ni preocupaciones. La mayor parte del trabajo se concentra en la fase de planificación, así que trata de no estresarte si te responsabilizan de muchas tareas. Lo primordial es que tu hija sienta que puede contar contigo en todo momento. ¿En qué puedes ayudarle? El rol de una madre es de lo más variado. Así que descubre todas las tareas que puedes compartir con ella y aquellas de las que puedes responsabilizarte tú sola. ¿Preparada? ¡Empezamos!

  • Ayuda a tu hija a elegir el lugar de la ceremonia y del banquete.
  • Redacta la lista de los familiares que estaría bien que invitaran al enlace, así como la de vuestros amigos más íntimos.

Jordi Galera

  • Acompaña a tu hija a las tiendas de vestidos de novia a probarse diferentes diseños y a darle tu consejo más sincero, ya sean vestidos de novia cortos, con escote palabra de honor o vestidos de novia de corte imperio. Por lo general, novia y madre se entenderán con una simple mirada.
  • ¿Cómo debe ir vestida la madre de la novia? Acude a las tiendas de vestidos de fiesta lo antes posible para ver qué es lo que marca tendencia actualmente y elegir el modelo que te vas a poner. Tener claro cómo debe vestirse la madre de la novia te ayudará a acertar en tu elección. Y tranquila. ¡Hay vestidos para la madre de la novia de lo más variados y elegantes!
  • Infórmate también de cuáles son los mejores peinados para la madre de la novia. Tú tienes la última palabra, pero saber qué es lo que se lleva hoy en día te resultará muy útil. Seguro.

Víctor Aláez

  • Si van a haber pajes o damitas de honor, también se espera que des tu opinión sobre el conjunto más indicado para ellos.
  • Ayuda a tu hija a organizar las mesas del banquete. Tú mejor que nadie sabes qué miembros de la familia deben estar juntos y cuáles no.
  • Reserva las habitaciones de hotel necesarias, tanto para los invitados que deban desplazarse desde otras ciudades como para los familiares y amigos más cercanos que deseen quedarse a dormir.
  • Ayuda a tu hija a llevar un registro de los regalos que les van haciendo y de las notas de agradecimiento que envía.
  • Escucha a tu hija cuando esté preocupada o se sienta desbordada, dándole todo el apoyo que necesita. Un buen abrazo o una tarde de paseo y charla juntas también la reconfortarán y le ayudarán a continuar con los preparativos con fuerzas renovadas.

¿Cómo debo actuar el gran día?

Instantánea y Tomaprimera

  • Desde primera hora estarás a su lado, asegurándote de que todo vaya según lo previsto y de que tanto el maquillador como el profesional encargado de dar forma a ese fantástico peinado de novia de 2020 hayan hecho un excelente trabajo.
  • Tranquiliza a tu hija si fuera necesario. ¿Qué se le dice a una hija el dia de su boda? Que todo va a salir bien, que está preciosa y que disfrute de su gran día. Y, lo más importante, lo orgullosa que estás de ella y lo mucho que la quieres.
  • Después la ayudarás a vestirse y a arreglarse. La acompañarás en todo momento, hasta que se vaya con el padrino camino de la iglesia o del lugar de la ceremonia.
  • O quizá sea tú la encargada de caminar a su lado, cogidas del brazo, mientras avanza con paso firme hacia el anhelado "sí, quiero".

  • Encárgate de llevar todo lo que tu hija pueda precisar en su gran día: unos zapatos de novia cómodos de recambio, un neceser con todo lo necesario para retocar el peinado y el maquillaje, toallitas húmedas, su teléfono móvil si no puede prescindir de él en una jornada tan especial...
  • La madre de la novia es la anfitriona oficial del banquete, así que actúa como la maestra de ceremonias el día de la boda. Saluda pues a los invitados a medida que vayan llegando al espacio de celebración. Recíbelos con un beso y una sonrisa, e indícales dónde encontrarán las mesas del aperitivo y las de las bebidas.
  • ¿Te apetece decir unas palabras? El discurso de la madre de la novia será, sin duda, uno de los momentos más emotivos de la jornada. Las palabras de la madre de la novia arrancarán más de una sonrisa. ¡O de una lágrima!
  • Aprovecha la fiesta para interesarte por todos los presentes: si han comido bien, si se están divirtiendo con las ideas originales para bodas que los contrayentes han preparado para ellos...

35mm fotógrafas

Lo más importante es que te lo pases bien durante la organización del enlace y a lo largo de un día que representa un gran cambio en la vida de la familia. Saluda, sonríe, charla y, sobre todo, disfruta al máximo de una jornada tan llena de magia de principio a fin. Ayuda a tu hija en todo lo necesario –como a retocar su peinado de novia– y diviértete de lo lindo junto a tus seres queridos. Tú también eres una de las protagonistas del gran día, así que no tengas reparos a la hora de bailar en la pista alguna de esas maravillosas canciones para bodas. El día B será simplemente... ¡maravilloso!