Es posible que estéis barajando ideas originales para bodas alternativas, pero que aún os cueste decidiros sobre aspectos esenciales de vuestro look, como el vestido de novia que, además de cómodo, ha de ser diferente, o el traje de novio, que prefieres llevar sin americana. ¿Queréis que el vuestro sea un enlace de esencia hipster? Descubridlo todo sobre esta tribu urbana.

1. Espíritu natural y ecléctico

Las bodas hipster se inspiran fundamentalmente en la naturaleza para la ambientación general y en la naturalidad de los novios para el estilo personal. Por eso pueden encontrarse coronas de flores apoyadas en sillas con la pintura desconchada o rematando cualquier peinado informal, como una coleta o un moño de novia desenfadado. De esta espontaneidad pretendida surge la mezcla que fusiona a la perfección lo vintage y lo urbano, personalizando al máximo el resultado final.

2. Looks especiales

Si hay algo que caracteriza el atuendo de los hipster es su habilidad para que el outfit nupcial parezca espontáneo y natural. Así, ellas se decantan por vestidos de novia cortos o por diseños largos y sencillos. Lo importante es que el modelo represente su esencia personal y, a poder ser, tenga una historia, así que mejor si es antiguo. Por eso los vestidos de novia vintage triunfan en este tipo de enlaces. Asimismo, apuestan por un maquillaje muy suave.

Por su parte, los novios optan por trajes de más de un color –por lo general en distintos tonos tierra–, de forma que el pantalón y la americana no van a conjunto. Muchos deciden asimismo prescindir de la americana, si bien hay tres elementos indiscutibles en su look nupcial: los tirantes, la pajarita y los zapatos de cordones. Su estilo se aleja de protocolos y etiquetas, y persigue, en esencia, ser ellos mismos en un día tan especial en sus vidas.

Antibisual

3. Complementos únicos 

Para la novia es imprescindible llenar de vida su look con accesorios como velos, tiaras o flores sobre un peinado para pelo suelto o trenzado. También suelen optar por zapatos de novia originales, como unos Oxford, unas bailarinas o unas alpargatas si el tiempo acompaña. Y por si refresca, nada mejor que complementos muy "suyos", como cazadoras tejanas o chaquetas de punto.

A su vez, los novios cuidan sus barbas con esmero y apuestan en muchos casos por lucir, sombreros borsalinos. Además, como ideas para photocall los hipster suelen añadir un amplio abanico de bigotes, sombreros y máscaras de animales, muy en consonancia con su estética informal pero perfectamente estudiada.

4. Decoración handmade y vintage

Los hipster apuestan por enlaces al aire libre, principalmente en un bosque, un prado, un granero... Y es que este tipo de bodas cuadran mejor en un ambiente idílico rural, pues estos escenarios representan mejor su esencia eco. Sin embargo, los enlaces hipster también se celebran en fábricas abandonadas o antiguas caballerizas, por poner algunos ejemplos. Lo básico es que se trate de un lugar original y diferente.

Entre las distintas ideas de decoración para bodas hipster destaca la cartelería artesanal, con caligrafía industrial, sobre materiales como la madera. Además, se recurre a elementos antiguos, como máquinas de escribir, candelabros, baúles o butacas para vestir el escenario nupcial. También se apuesta por las guirnaldas, los farolillos, las velas dentro de pequeños recipientes de vidrio, las hileras de bombillas "desnudas", las alpacas de paja... Todo ayuda a crear un ambiente casi rural y chic.

La decoración está cuidada hasta el más mínimo detalle aunque no lo parezca. Todo luce de manera desenfadada pero minuciosamente pensado, mezclando colores, texturas y estilos para crear un ambiente 100% personal e integrado con el entorno.

Casa Periques

5. Banquete self-service o casero

Comprometidos con el medio ambiente, los hipster apuestan por un menú de boda en el que se sirvan productos ecológicos y de proximidad. Por lo general, se suelen decantar por comidas y cenas tipo bufé o servidas por un catering. Entre lo más nuevo en este sentido destacan los casering, recetas caseras de toda la vida con un toque de innovación.

Asimismo, en este tipo de enlaces se opta por mesas imperiales de madera, así como por sillas del mismo material en diversidad de colores. En cuanto a la cubertería y cristalería se apuesta por mezclar formas, colores y estampados. Y en lugar de los tradicionales manteles de bodas, se recurre a caminos de mesa de encaje o arpillera o bien se prescinde por completo de ellos.

6. Invitados digitalizados

A pesar de esta tendencia a volver al pasado, los hipster son muy del siglo XXI. Por ello, las redes sociales juegan un papel fundamental en estos enlaces: desde la creación de páginas web, invitaciones de boda digitales y hashtags hasta la retransmisión de la boda en directo, pasando por apps como la de Wedshoots, de Bodas.net, en la que los invitados podrán subir todas las fotos que hayan hecho y, si lo queréis, proyectarlas al acabar el banquete y antes de dar inicio a la fiesta final.

Casa Periques

En las bodas hipster cada detalle cuenta. Confeti o purpurina en lugar de arroz, muebles de distintas épocas, foostrucks, plantas como regalos de boda para los invitados... Y por supuesto, como canciones de boda no podía faltar el indie más alternativo.