Reichel War

Está claro que, entre tus metas para el año que recién empieza, están la de encontrar el maravilloso vestido de novia con el que sueñas desde que eras niña o hacer que suenen las mismas canciones de boda románticas que hicieron revolotear las mariposas en tu estómago al conocer a tu pareja. Tendrás las mejores ideas originales para tu boda, está claro, pero también disfrutarás mucho del proceso si sigues estos sencillos propósitos: de dentro hacia fuera. Dedícatelos a ti misma y al 2019: tu año de novia.

1. Haz balance de los cambios

Cuando se abre una nueva etapa es importante mirar hacia atrás y hacer repaso de todo lo vivido. Sucede con el Año Nuevo, pero también con tu propia vida: vas a dejar de estar soltera y en pareja para pasar a formar parte de un matrimonio. Tómate un tiempo para asimilar el momento tan especial que estás a punto de vivir y los cambios que de él se derivarán y sé consciente de ello con la alegría que merece.

En el visor

2. Planea con ilusión

No dejes la gestión y coordinación de las diferentes partidas del enlace para aquellos pequeños momentos en que tengas un segundo "de libertad". En la vida cotidiana no siempre resulta sencillo disponer de tiempo libre, por lo que es mejor que planees la boda con menor asiduidad y con mayor concentración. Así, elegir ideas divertidas para la boda se convertirá en un auténtico placer.

3. Agradece con pequeños rituales

Además de echarte una mano en lo que necesitas, tus familiares y amigas estarán ocupadas probándose diferentes vestidos de fiesta de Rosa Clará y eligiendo el modelo más adecuado en cada caso. Pero más allá del ajetreo de estos meses, no te olvides de buscar tiempo de calidad entre los preparativos para continuar con vuestras pequeñas rutinas. ¡Desconectad juntas! Os servirá para seguir compartiendo intimidades, historias y risas. ¡Qué no falten nunca!

4. Sé práctica sin dejar de soñar

Es verdad que tenías muchas ideas respecto al día B, pero ha llegado el momento de adaptarlas a la economía actual y, a lo mejor, has notado el primer conflicto entre ellas. Tranquila. Recuerda que siempre hay maneras de reducir partidas –como eligiendo regalos de boda baratos, por ejemplo–, sin renunciar a vuestros deseos. Priorizad lo que realmente os interese frente a aquellos aspectos del enlace a los que no concedéis tanta importancia. Por ejemplo, ¿no deseas gastarte tanto dinero en tu traje nupcial? Tienes diferentes opciones a tu alcance, como optar por el alquiler de vestidos de novia.

5. Serénate a menudo

No te dejes llevar por los nervios. Inspira, espira. Trata de relajarte y de desconectar de todo y de todos practicando el deporte con el que te sientas cómoda. No solo te resultará de gran ayuda para liberar tensiones, sino que también te ayudará a molderar tu silueta y a lucir estupenda enfundada en tu vestido de novia de corte sirena. ¿Más opciones? Medita, date baños relajantes, masajes… Coge un poco de distancia y relativiza los problemas. No hay nada que no tenga solución.

Castell D'Empordà

6. Cuida tu espacio y tu proyecto

Hay que saber decir "no", por mucho que a veces cueste. Piensa que es vuestro momento, vuestro proyecto y que, por tanto, se trata de vuestras decisiones. La gente que te quiere te dará consejos y propondrá ideas con la mejor intención, pero es tuyo el poder de decidir lo que necesitas, cuándo y cómo quieras.

7. Vividlo juntos

Organizar un enlace es un momento maravilloso en vuestra historia de amor. Sin duda, se trata de una vivencia muy bonita. Y aunque, en casi todos los casos, uno de los dos siempre tiende a tomar las riendas de los preparativos, conviene que participéis activamente en conjunto, y que la boda sea un reflejo de vuestras dos voluntades y personalidades unidas.

CarolinaRoco Fotografía

8. Mímate

En Año Nuevo siempre nos planteamos mimar más nuestro cuerpo con cosas saludables y reducir las que no lo son, así como buscar más diversión y tranquilidad para la mente. Intensifica estos propósitos en 2019. ¡Es el año de tu boda! Así que concédete caprichos pequeños, como comerte un trozo de tarta para merendar o comprarte esa preciosa blusa un día cualquiera. ¡Disfrútate!

9. Mímale

¡Y a tu pareja también! Hasta que os unáis en matrimonio, sorpréndele a menudo con pequeños detalles o actividades que le gustan. Un plato especial, un masaje inesperado, un paseo relajante, la película que lleva tanto tiempo queriendo ver... ¡Incluso escapadas intrépidas para hacer rafting o paracaidismo!

Tdsfotografia

Por supuesto, puedes incluir entre tus propósitos de Año Nuevo cualquiera relacionado con el enlace, como hacer un curso de lettering para las invitaciones de boda manuscritas o bien diseñar tus propios zapatos de novia y customizarlos a tu antojo. Pero no te olvides de estos principios, que deben asentarse bien dentro de ti para que vivas el 2019 con plenitud y la máxima felicidad. ¡Será el mejor año de tu vida!