La organización de una boda resulta muy estresante, sobre todo a medida que se acerca el gran día. El cansancio y los nervios por saber si los detalles de boda llegarán a tiempo, el florista recordará todas las instrucciones que le has dado sobre cómo quieres que sea tu ramo de novia y las últimas pruebas del traje de novio pueden pasaros factura. Por eso es importante hacer un pequeño break unos días antes de la boda y cuidaros tanto física como mentalmente. De este modo, os sentiréis mucho más relajados, lo que os permitirá estar radiantes el día más feliz de vuestras vidas. ¿Queréis saber cómo conseguirlo? Os damos algnas prácticas pistas a continuación.

1. Relajaros y disfrutad de la mútua compañía

Después de un largo día de trabajo o de un fin de semana ocupados con los últimos preparativos de la boda, como las ideas para el candy bar y otras cuestiones de última hora, apagad los diferentes aparatos electrónicos, como el televisor, el ordenador, la tablet o el móvil. Poneros un poco de música suave en casa o salid a dar un paseo por la playa o el campo. Desconectad del mundo exterior y relajaros juntos. Ya falta menos para ver a todos vuestros invitados luciendo sus espectaculares trajes de fiesta mientras disfrutan del increíble banquete que habéis elegido.

2. El poder de la meditación

Si nunca habéis probado la meditación, este puede ser el momento ideal. Hay montones de apps de meditación guiada y videos online que os enseñarán a practicarla de manera sencilla. Diez minutos al día pueden ayudaros a calmar la mente y a sentiros con energía para afrontar el día y pensar solo en positivo.

3. Buscad momentos de romanticismo

Preparad una cena ligera a la luz de las velas, poned una música suave, bailad pegados una de las maravillosas canciones románticas para bodas que habéis elegido... Olvidad los nervios previos al enlace y dedicaros algo de tiempo. No olvidéis que todo el trabajo que implica la organización de una boda tiene una razón de ser: vuestro amor. Así que no dejéis de alimentarlo.

4. Cuidad el uno del otro

El estrés por la organización de la boda puede hacer que paséis poco tiempo juntos o menos del que os gustaría. No dejéis que os ocurra y tratad de compartir todos los momentos que podáis, preocupándoos el uno del otro. No todo se tiene que limitar a la compra de unos zapatos de novia originales, a elegir la decoración del banquete o a hacer la playlist de las canciones para el vídeo de la boda.

5. Id a un balneario

Nada mejor que un fin de semana en un spa para desconectar, ya sea solos o con alguna pareja de amigos. Un masaje, un baño de burbujas y una alimentación sana os ayudarán a reducir los niveles de estrés. Mucho mejor si buscáis un lugar aislado junto al mar o la montaña, por donde podáis pasear tranquilamente, disfrutando al mismo tiempo del contacto con la naturaleza.

6. Cuidaros

Lleváis meses organizándolo todo, así que a escasos siete días de dar el "sí, quiero" al amor de vuestra vida, dedicaros por fin un poco de tiempo a vosotros mismos a nivel individual. Aprovechad para mirar alguna de vuestras series o películas preferidas, haced planes con los amigos o, ¿por qué no? organizad alguna actividad con la familia. Unos y otros estarán encantados de que contéis con su apoyo y os ayudarán a desestresaros y a pensar en cualquier cosa menos en el enlace.

7. Movéos

El ejercicio es, sin duda, una de las mejores maneras de combatir el estrés. Salid a caminar, a correr o a nadar juntos o, simplemente, poned vuestra canción favorita y bailad hasta que os quedéis sin aliento. Cualquier cosa que os obligue a moveros será positiva, y es posible que os refresque la mente y se os ocurran muchas más ideas divertidas para bodas con las que sorprender a todos vuestros invitados.

Si os sentís tranquilos y relajados os resultará mucho más fácil afrontar los últimos días antes del enlace, y evitaréis cometer errores con los detalles definitivos, como concretar el peinado de novia o buscar los complementos adecuados para que él luzca un traje de novio original. Ánimo. ¡Vuestro gran día ya está muy próximo!