AM Producciones

Si bien es cierto que encontramos una gran variedad de escotes en los vestidos de novia, cada mujer es un caso excepcional. En función de si quieres o no destacar tu generoso pecho, deberás escoger uno u otro. El vestido que escojas, a parte de combinar con los trajes de novio que tengas en mente y con los zapatos de novia que consideres ideales para tu día, debe complementar tu silueta. Por ello, hoy dedicamos este espacio a aconsejar a las novias con mucho pecho.

La importancia de la forma del escote

Jose Lorente Photography

El escote es, sin lugar a dudas, una de las partes del vestido más importantes, y más si tenemos en cuenta el tema que nos atañe: el pecho abundante. Los que más pueden resultar son los vestidos de novia con escote en V, ideales para destacar la parte interior del pecho, camuflando el tamaño de este con la tela de la propia prenda.

También pueden quedar maravillosos con tu cuerpo los escotes halter –que se atan al cuello y sujetan el pecho de forma idónea para que no tengas que preocuparte–. Del mismo modo, el escote palabra de honor –la tendencia por excelencia, también en los vestidos de novia para 2018– también será un acierto si tienes un pecho prominente; éste quedará bien sujeto y ceñido en el vestido.

Simplemente deberás comentar tus deseos con el atelier encargado de arreglar el vestuario de tu gran día. Sobre todo, debes tener en cuenta que escotes cerrados o de cuello redondo pueden desfavorecer mucho al destacar el volumen de los pechos en vez de sintetizarse con ellos.

El color del vestido: otra básico

Elena Zapata Fotografía

En cuanto al color del vestido, aprovecha que muchas de las grandes firmas de moda nupcial comienzan a lanzar vestidos de colores muy variados... pues, en este caso, el blanco no será un gran aliado. Es bien conocido que los colores oscuros reducen –o adelgazan– y los claros ensanchan –o engordan–, por lo tanto, poner blanco sobre un pecho generoso sólo hará que aumentar su generosidad. Los colores y tonalidades beige, nude, rosa, champán e incluso azulado son algunas de las posibilidades que ofrecen diferentes firmas.

A combinar con el tono de tu vestido, elegirás ramos de novia naturales con colores diversos; o bien ramos de novia silvestres que acentúen la diversidad cromática de tu elección. Eso sí, si estás convencida que el color que quieres lucir el día de tu boda es el blanco, siempre puedes escoger un modelo que tenga estampados o adornos de otro color, sobre todo en las partes más cercanas al escote, para disimular el pecho, o bien a lo largo de la cola para desviar la atención del escote.

Los complementos: ¡un indispensable en cualquier look!

Imágenes de mi boda

Por último, los complementos que lleves el día de tu boda son tan importantes como el resto de elementos que componen tu vestido en el día de tu boda. Si te has basado en escotes en forma de V o de pico, que aprovechen la forma de tu generoso pecho, un collar podría ser el complemento estrella, la guinda del pastel.

La pedrería en los complementos puede disimular o descentralizar la atención en el pecho de la novia, siempre que el collar haga efecto caída, nada ceñido al cuello como una gargantilla, sino más bien una cascada de piedras brillantes, perfecta para la ocasión. De decantarte por un collar vistoso y destacado, el resto de complementos deben ser discretos, pues no queremos marear a la vista.

Pon el broche de oro en tu look: el peinado

Juany Galo Photography

Finalmente, de entre todos los peinados para bodas posibles, elige algún recogido o semi recogido que permita ver tus complementos y el cuello. Procura que todos los detalles de tu vestido estén bien atados... ¡y que los vestidos de fiesta de las invitadas no tengan competencia con tu maravillosa decisión! ¡Deslumbrarás!