*Publirreportaje

Foto por Meliá Caribe Tropical

 

Una ceremonia a pie de playa tiene un romanticismo especial. La inmensidad del mar y la arena son el complemento perfecto para una boda inolvidable. Si ya os habéis decidido a dar el ‘sí quiero’ en la playa pero no sabes qué hacer con la decoración no te pierdas estas ideas.

No podemos imaginar un lugar más mágico para una ceremonia que una calita escondida y apartada del mundo. Para que las maravillas de ese espacio natural sean las protagonistas te recomendamos que apuestes por una decoración discreta en colores cálidos.

 

Meliá de Mar

 

Los arcos de flores quedan perfectos como altar para una boda en el mar. Ofrecen a la decoración un encanto único que no necesite más complementos. Las flores pueden ser del color de la boda, aunque te recomendamos el blanco si no quieres que quede muy recargado. Para las sillas elige unas fundas sencillas para que toda la fuerza de la decoración recaiga sobre el arco.

 

Foto por Meliá Cozumel Golf

 

Podéis optar por algo sencillo como una mesa a modo de altar y sillas individuales decoradas con pequeñas fundas. En este caso la combinación de un solo color con la pureza del blanco será vuestra mejor opción.

 

Foto por Meliá Cozumel Golf

 

Uno de los clásicos en la decoración de las bodas en la playa es la jupá. Cuelga de ella una fina tela de color blanco a juego con las sillas y la alfombra hasta el altar. Completa la decoración con algún elemento que recuerde al mar en las sillas, como por ejemplo unas estrellas de mar.

 

Foto por Hotel Meliá Cabo Real

 

Si la ceremonia será al atardecer asegúrate de que haya algún tipo de iluminación y que esta sea lo más natural posible. Rodea las sillas con unas antorchas altas y decora el pasillo hasta el altar con unas velas en el suelo para crear un ambiente cálido y lleno de romanticismo.

 

Meliá Sancti Petri

 

Es posible que te guste la idea de celebrar tu boda en la playa pero que la arena te parezca una incomodidad. Si este es tu caso no te preocupes, aunque no sea a pie de mar no te será difícil encontrar un lugar junto a la playa con una zona de césped en la que preparar tu ceremonia. Decora el camino hasta el altar con pétalos y jarrones con flores.

 

Foto por Hotel Meliá Cabo Real

 

Para escapar de las miradas curiosas de los que no estén invitados a vuestra boda podéis preparar un rincón escondido por un muro desde el que podáis disfrutar igualmente de la arena y del mar de fondo. Dale más fuerza a la decoración con un color como el rojo para que el lugar tenga toda la espectacularidad que se merece. 

 

Meliá Salinas