T-SoundT-Sound

Aunque el día del "sí, quiero" contaréis con un sinfín de ideas originales de bodas para que quienes recibieron las invitaciones de boda no se olviden de vuestro paso por el altar, existen otras formas de hacer que recuerden vuestra romántica cita. Y, entre ellas, organizar una fiesta preboda resulta una opción muy indicada, pues además de dar la bienvenida a vuestros invitados facilitará la comunicación entre los que todavía no se conocen. ¡No lo penséis! Apostad por reunir a todos vuestros seres queridos el día previo al enlace y convertid vuestro "sí, quiero" en un momento imborrable en sus memorias.

1. Pícnic en el campo

Hablar de "fiesta" preboda no supone que tengáis que hacerla en un pub o discoteca. ¡Hay muchas más opciones! Esta que os mostramos es una de ellas. ¿Qué os parece la idea de convocar a todos los familiares y amigos que queráis a un pícnic? Si conocéis un jardín, pradera, campo o bosquecito tranquilo y habilitado para poder hacer este tipo de comidas, ¡adelante! Preparad un mini banquete con fruta, bebidas refrescantes, aperitivos y dulces. Colocad un gran mantel en el suelo, repartid unos cojines para que todos se sientan cómodos y... ¡listos! A los invitados les encantará la idea.

The Wedding Planner CompanyThe Wedding Planner Company

2. Pícnic en la playa

¿Os seduce la idea pero no os convence la opción de celebrar el pícnic en el campo? ¡No hay problema! También podéis hacerlo en la arena de la playa, una excelente elección en cualquier caso pero, especialmente, si vivís cerca de la costa. Además, encantará a todos vuestros invitados, sobre todo a los que vivan en localidades de interior. ¡Comer con el mar de fondo y el ruido de las olas será un lujo!

3. Barbacoa

¿A quién no le gusta una buena barbacoa? Si ya de por sí esta idea resulta un planazo de fin de semana, ¡imaginaos el éxito que tendrá en vuestra fiesta preboda! Invitad a vuestros seres queridos a una barbacoa en el jardín de casa. Y si no tenéis, tranquilos. Existen lugares habilitados para realizarlas, como merenderos. O acudid a restaurantes que ofrezcan este manjar a muy buen precio. ¡Vosotros decidís!

Castillo Torre CellersCastillo Torre Cellers

4. Cena íntima

Si deseáis celebrar una fiesta preboda con vuestros padres, familiares o amigos más allegados o, simplemente, invitáis a pocas personas al enlace, ¡esta opción os gustará seguro! Organizad una comida o cena en vuestra casa, por ejemplo, o en vuestro restaurante favorito. Será una excelente manera de aliviar los nervios, pues estaréis en un ambiente relajado e íntimo, y con personas queridas. ¡Conversación y buena comida seguro que tampoco faltarán!

5. Casa rural

Si habéis alquilado una casa rural para vuestra boda, no lo dudéis y, el día anterior, convocad en ella a aquellos seres queridos que deseéis. Podéis hacer una comida y/o cena y pasar ahí la noche. Si vuestros planes nupciales son completamente diferentes, también podéis alquilarla el fin de semana previo al "sí, quiero" y despedir vuestra soltería rodeados de vuestros amigos. En cualquier caso, ¡será una idea muy acertada!

Masia La BelladonaMasia La Belladona

6. Merienda elaborada

Si os gusta el azúcar y tenéis pensadas unas ideas para candy bar que harán relamerse a todos los invitados, ¡adelante! Olvidaos de comidas o cenas y organizad una gran merienda con chocolate, galletas, cupcakes, macarons, pasteles, chucherías, zumos de frutas naturales, refrescos... ¡Asistiréis a la boda con la barriga bien llena! Y es que, ¿a quién le amarga un dulce?

7. Cóctel diurno

En el salón de vuestra casa, en el jardín familiar, en vuestro restaurante favorito o en un lugar que consideréis especial y que tenga un gran significado para vosotros. ¡Lo que prefiráis! Celebrar un cóctel preboda será una buena opción para reuniros antes del gran día y relajaros compartiendo charlas y risas con todos vuestros invitados. Seguro que también lo haréis mientras disfrutáis de las ideas para photocall con las que esperáis sorprenderles en el enlace.

Hospes Palacio de ArenalesHospes Palacio de Arenales

8. Cóctel nocturno

¿Preferís algo más cañero?. Reservad el privado de una discoteca o de una sala de fiestas y ¡bailad y disfrutad de la noche! ¡Eso sí! Procurad iros a dormir pronto y en "buenas" condiciones, pues al día siguiente es la boda y seguro que querréis tener muy buen aspecto y ni rastro de cansancio, ¿verdad? Otra opción quizá más adecuada es que, como en el caso de la casa rural, optéis por esta posibilidad el fin de semana previo al "sí, quiero", lo que os permitirá disfrutar sin tener que preocuparos por los horarios.

9. Preboda temática

Si la vuestra va a ser una boda temática o, por el contrario, deseabais hacerla pero al final hubo cambio de planes, ¡esta idea os encantará! Celebrad una fiesta preboda ambientada en un estilo que os guste, como vuestra película favorita, una época determinada de la historia o un hobby que ambos compartáis. Ambientad bien el lugar de celebración y haced que cada detalle evoque al tema en cuestión. ¡Vuestros invitados alucinarán!

La Petite Roulotte

10. Total white party

Si la opción anterior os parece excesiva, podéis optar por una fiesta total white. Tendréis el éxito asegurado pues, ¿a quién no le gusta vestir completamente de blanco? De este modo, además, la novia ya podrá empezar a meterse en su papel con su bonito vestido white... Una excelente elección que también podrá formar parte de las ideas divertidas para la boda. Siempre que previamente establezcáis un dress code y lo comuniquéis a todos vuestros seres queridos en las invitaciones de boda vintage, claro.

Si esta posibilidad os ha enamorado tanto como en su día lo hicieron el fantástico vestido de novia, que te sienta como un guante, y los prácticos detalles de boda con los que queréis sorprender a todos los presentes a vuestro día B, no lo dudéis y organizad una pequeña (o gran) fiesta preboda. Será una excelente manera de calentar motores antes de vuestra soñada cita nupcial. ¡Felicidades!