Hotel La Casona de AmandiHotel La Casona de Amandi

La noche de bodas ha pasado y ya sois recién casados. Si no tenéis reservados billetes de avión para salir inmediatamente de luna de miel, un brunch postboda puede ser una manera ideal de continuar la fiesta nupcial con vuestros invitados. El ambiente será más relajado e informal que durante el día anterior, pues no habrá vestido de novia ni se hará entrega a nadie especial del ramo de novia. Es pues el momento perfecto para alargar la celebración, dar las gracias a vuestros seres queridos y pasar un poco más de tiempo con ellos. ¿Más ventajas? Resulta muy fácil de organizar, especialmente si tenéis en cuenta estos prácticos tips. Así que ya lo sabéis... ¡tomad nota y disfrutad!

¿Qué es un brunch?

Royal CateringRoyal Catering

Para los que aún no lo sepan, brunch es la palabra resultante de unir breakfast (desayuno) y lunch (almuerzo), por lo que se trataría de una comida entre ambos. Algo así como un desayuno tardío o un almuerzo temprano. Es mucho más conocido que el término drunch, que sería la comida celebrada entre el almuerzo y la cena.

Aunque existen diferentes teoría sobre su origen, una de las que parece ser más creíble proviene de finales del siglo XIX. En aquella época, las clases altas británicas solían dar festivo a los sirvientes el domingo, por lo que estos les preparaban un bufé con variadas recetas para que se pudieran servir a lo largo del día.

Lo que sí se sabe a ciencia cierta es que el brunch ha ido ganando un gran número de seguidores con el tiempo y que es cada vez más frecuente en el terreno nupcial. Y que mientras hay parejas que deciden reemplazar el clásico banquete por una comida de este tipo, más informal, otras apuestan por convertirlo en la opción perfecta para continuar con la celebración el día después del enlace, aunque en este caso con un menor número de familiares y amigos.

¿A quién invitamos?

GomeraliaGomeralia

Normalmente el brunch se organiza para las familias de los novios, para aquellos invitados que hayan venido de lejos y sigan en la ciudad y para aquellos que hayan dormido en el mismo hotel, masía o casa rural, por ejemplo. Pero también podéis invitar al cortejo nupcial o a los amigos más cercanos. Todo dependerá del presupuesto que tengáis y de la capacidad del lugar.

Lo que está claro es que el ambiente será relajado, una vez la mujer protagonista del gran día se haya librado de esos espectaculares zapatos de novia vintage de tacón alto y vuestros seres queridos hayan colgado sus vestidos de fiesta largos hasta la próxima celebración. Más allá de los regalos para invitados de boda con los que los podáis obsequiar el día B, esta idea divertida para la boda será una excelente manera de darles las gracias por su presencia en uno de los días más felices de vuestra vida.

¿Dónde lo celebramos?

Finca AldeallanaFinca Aldeallana

Normalmente, el brunch se celebra en un lugar cercano al del enlace o, incluso, en el mismo espacio del día B o en el que hayáis pasado la noche, si ha sido el caso. Tampoco hay problema en buscar un restaurante que os guste y que pueda preparar vuestros platos favoritos, siempre que esté próximo al lugar en el que os encontréis la mañana después de la boda.

Por otro lado, recordad que la hora de inicio propuesta no puede ser temprana, pues si habéis estado bailando las canciones románticas para bodas hasta bien entrada la noche necesitaréis descansar. A partir de las 11 horas o el mediodía puede ser una buena hora de comienzo.

Y no os olvidéis que, en este caso, no necesitaréis un seating plan para indicar a todos los presentes donde deben sentarse, sino que serán ellos los que decidirán donde hacerlo. ¡Más fácil imposible!

¿Hay que enviar invitaciones?

Meliá Avenida AméricaMeliá Avenida América

No es necesario. Sin embargo, podéis incluir una tarjeta dentro del sobre de vuestras invitaciones de boda caseras avisando únicamente a aquellas personas que queráis que asistan a esta celebración más privada. También podéis enviar una invitación por separado o, simplemente, comunicárselo en persona. Vosotros decidís la mejor manera.

¿Qué hay que servir en el brunch?

Catering Inolvidable MagazineCatering Inolvidable Magazine

Esta fusión del desayuno y el almuerzo anglosajón normalmente incluye panecillos de diferentes tipos, una amplia selección de quesos y embutidos, huevos, tortillas, ensaladas, platos de pasta, pizzas, hamburguesas, hot dog, bocadillos, butifarras, patatas fritas, frutas del tiempo, pequeños bocaditos dulces, yogures, helados, un pastel que ponga la ginda final a la celebración... Aunque un brunch también se presta a canapés o a platos que puedan comerse con la mano, como las brochetas o los montaditos. En resumen: todo lo que pueda apeteceros comer bien entrada la mañana.

Y suele ser tipo bufet, para que los invitados puedan servirse ellos mismos, mientras el cocinero prepara unas crepes o unos huevos revueltos. Aparte es importante incluir también una mesa de bebidas, en la que haya agua fresca, diferentes zumos de frutas, batidos, leche, café, infusiones, refrescos... 

 Huerto de San Vicente - Gourmet Catering Huerto de San Vicente - Gourmet Catering

Podéis ambientar el brunch con las canciones para bodas de vuestra playlist, a volumen suave, y utilizar elementos decorativos del día anterior para adornar las mesas. Así todas esas ideas originales para bodas que preparasteis con tanto cariño tendrán un día más de protagonismo. ¡Felicidades pareja!