El viaje de novios es el broche de oro a una boda perfecta. Seguramente habéis pensado juntos muchos destinos, pero una vez han empezado todos los preparativos, como probarte vestidos de novia, buscar unos zapatos de novia cómodos y que encajen a la perfección en el resto del outfit nupcial o dar con las invitaciones de boda, la luna de miel parece quedar muy lejos. Si no lo tenéis muy claro, os dejamos el itinerario perfecto para que podáis disfrutar de una honeymoon inolvidable en Zanzíbar. ¿Preparados para descubrir todos sus encantos?

La isla de los sultanes

Conocida también como la isla de las especias o de los sultanes, Zanzíbar es un archipiélago situado cerca de la costa este africana que pertenece a Tanzania (es una región semiautónoma). Formado por diferentes islas, las dos mayores son Unguja, a la que se conoce como Zanzíbar, y Pemba, ambos pequeños paraísos donde os esperan playas de blanca arena con cocoteros, un precioso mar azul turquesa y ciudades como Stone Town. Además de estas dos islas, hay otras de extraordinaria belleza, entre las que destaca Mafia.

La fascinante ciudad de Stone Town

La isla de Zanzíbar esconde rincones mágicos como Stone Town, conocida por ser la ciudad que vio nacer a Freddie Mercury. Y es que pasear por el laberinto de bulliciosas callejuelas –declaradas Patrimonio de la Humanidad– es fascinante. Descubriréis que están repletas de bazares, de casas de estilo árabe o de edificios de piedra y coral (construidas por los esclavos con grandes bloques de coral blanco y madera de los bosques). No dudéis en hacer un alto en el camino para tomar un cóctel en la Casa de África, un antiguo club británico, acercaros al ayuntamiento, al antiguo fuerte, a la Casa de las Maravillas –levantada por el sultán Barghash a finales del XIX–, al mercado de Darajani, al antiguo mercado de esclavos y a la catedral anglicana (la primera de África oriental). También encontraréis numerosos restaurantes románticos donde cenar y desde disfrutar de las increíbles vistas que os rodean. Uno de ellos es The Rock, un establecimiento al que, dependiendo del estado de la marea, podréis llegar andando o bien en barca. ¡Las puestas de sol desde allí son indescriptibles!

Playas paradisíacas

Todas las islas del archipiélago están repletas de playas de arenas blancas y cristalinas aguas turquesas en las que podréis disfrutar de variadas actividades acuáticas. En Nungwi, por ejemplo, al norte de la isla de Zanzíbar, existen parajes tan increíbles como el atolón Mnemba, con sus arrecifes coralinos, el área marina protegida más conocida de Zanzíbar. Ahí podréis practicar submarinismo con el conocido equipo de buceadores Spanish Dancer Divers.

Gran biodiversidad

Zanzíbar también es famosa por el avistamiento de delfines (en la zona de Kizimikazi, un pueblo de pescadores situado en la costa sur de la isla) y de ballenas, sobre todo en los meses de agosto y septiembre. En la costa este se puede disfrutar de una gran biodiversidad de peces tropicales.

¿Más cosas?

Imprescindible visitar la isla de Mafia con su parque marino, la mayor zona protegida de África Occidental. En sus playas anidan la tortuga verde y la tortuga carey. Se trata de una isla tranquila con preciosas barreras coralinas y más de 400 especies nadando entre sus arrecifes, como tiburones o barracudas.

Zanzíbar y Tanzania

Bharad

Y recordad que si visitáis Zanzíbar no podéis dejar de descubrir el resto de Tanzania, un país apasionante en el que podréis disfrutar de safaris fotográficos en sus Parques Nacionales, como el del Serengueti, descubrir juntos el Kilimanjaro, el cráter del Ngorongoro o practicar senderismo en la selva. Sin duda, ¡un viaje lleno de emociones!

Si ya tenéis claro el destino de vuestra luna de miel, podéis ir cerrando otros temas con más tranquilidad, como el de buscar prácticos detalles de boda para vuestros invitados, supervisar la decoración de la ceremonia o dar con el peinado para bodas que destaque tus facciones y mejor armonice con el vestido de novia. ¡Todo va a salir perfecto!