No nos cansamos de repetir que vestirse de novia no significa disfrazarse. La clave está en ser coherentes con nuestros gustos y con nuestro estilo de vida, y buscar un estilismo con el que nos sintamos identificadas.

Por eso hoy hemos querido inspirarnos en una mujer femenina, que adora las cosas bonitas y que siente una fuerte conexión con la madre tierra. Este look es perfecto para bodas campestres e informaLes, celebradas en primavera o en verano.

Nuestra novia estará preciosa con un bonito diseño de Manu García (1) con suaves toques de malva en las caderas y con un velo pirata a juego. Para sus pies apostará por la comodidad y lucirá unas sencillas alpargatas de Castañer, el modelo Brenda blanco (3) a las que sacará muchísimo partido, pues podrá ponérselas en más ocasiones. El toque final de su look será un delicado ramo de Mireia Abras (5) con aspecto romántico y desenfadado.

Los anillos de boda quedarán fantásticos en un porta alianzas en forma de nido, como este de Una Boda Original (4), y como nuestra novia adora el té, en su gran día no puede faltar uno muy especial, el ‘Wedding, a tea for marriage’ de Olivia the Shop (2), una edición especial pensada expresamente para las bodas.

1. Vestido de novia de Manu García.
2. Lata de té ‘Wedding, a tea for marriage’ de Olivia the Shop
3. Alpargatas de Castañer, modelo Brenda blanco
4. Nido porta alianzas de Una Boda Original
5. Ramo de novia de Mireia Abras