Fotografía: Mas de Sant Lleí - Anabel Burguillos

Vilanova del Vallés y el Mas de Sant Lleí, se han convertido en uno de los enclaves elegidos, como fantástico escenario de boda, por una de las grandes fortunas del Pakistán. La celebración de la unión del hijo de Z. C., H. C., con su ya esposa, ha sido la absoluta protagonista de este pueblo catalán y la ciudad condal durante todo el fin de semana.

Como marca el tradicional rito pakistaní, tres son los días y tres son las ceremonias que componen las celebraciones más románticas de esta cultura, la unión de dos corazones; el Nikkah, el Mehndi y el Rukhsati. El Mas de Sant Lleí ha sido el lugar elegido para celebrar el segundo rito, Mehndi, una fiesta tradicionalmente reservada a las mujeres invitadas a la celebración, quiénes cubren con Henna las manos y los pies de la novia, dando así la bienvenida a su nueva vida como mujer casada.

El Mas de Sant Lleí lució engalanado con telas, incontables luces de led y flores de colores vivos. Naranjas, fucsias o azules turquesas, entre otros, combinados con dorado, cubrieron cada espacio del enclave catalán, convirtiéndolo en un lugar digno de los mejores cuentos de fantasía. Al frente, la empresa Yes I Do, con Sonia Servent como wedding planner, y el interiorista Alfons Tost, fueron los responsables de aportar la esencia cultural del país pakistaní a la magnífica masía de Vilanova del Vallés.

Fotografía: Mas de Sant Lleí - Anabel Burguillos

Fotografía: Mas de Sant Lleí - Anabel Burguillos

Fotografía: Mas de Sant Lleí - Anabel Burguillos

Los más de 300 invitados de la familia, procedentes de Inglaterra y Pakistán, llegaron el viernes al Mas de Sant Lleí, preparados para el inicio de la segunda etapa de la celebración; un cóctel de bienvenida, un completo buffet de comida tradicional pakistaní, el rito del Mehndi y la excelencia de una fiesta con música en directo, culminaron con una boda llena de majestuosidad, lujos y grandes sorpresas, que la belleza del Mas de Sant Lleí supo acoger a la perfección.