Antes de empezar con los preparativos, de buscar las invitaciones de boda más bonitas, de elegir uno entre todos los preciosos vestidos de novia que te probarás y de volverte loca de emoción al escoger tu ramo de novia, le has dicho "sí" a tu prometido en una romántica pedida de mano. Pero, ¿sabes lo que te enamoró de él? ¿Y lo que él buscava en ti cuando te encontró? Descubre que buscan ellos y ellas en una pareja.

Todo aquello que buscas en tu pareja va a estar influenciado por tus relaciones anteriores, tu vinculación afectiva con los demás durante tu infancia y el tipo de educación recibida. Estas tres cosas y tu propia personalidad determinarán las cualidades que buscas en tu media naranja.

Afecto y conversación

Willard F. Harley, conocido terapeuta americano, autor del betseller “His needs, her needs” es también el responsable de un estudio en el que hombres y mujeres confiesan lo que buscan en su pareja actual o futura. La mayoría de las mujeres eligieron cinco cualidades:

1. Afecto. Sentirse querida con muestras de cariño frecuentes.
2. Conversación. Que preste oídos y que sepa escuchar, estableciendo frecuentemente un diálogo íntimo para hablar sobre cuestiones personales.
3. Sinceridad. Que diga siempre la verdad para tenerle absoluta confianza.
4. Estabilidad financiera que dé tranquilidad y seguridad.
5. Compromiso con la familia para sentirse plenamente unidos.

¿Y que buscan ellos?

Por este orden y según el mismo estudio: satisfacción sexual, compartir aficiones (pescar o ver un partido de fútbol), que resulte físicamente atractiva, admiración (que ella le admire y le apoye) y, por último, apoyo doméstico (que se encargue de que la casa funcione).

Y tú, ¿qué piensas?

A la hora de decidir lo que buscas en tu pareja ten claro que no solo es importante la apariencia, el carácter y la personalidad del otro. Hay otras cualidades fundamentales a las que debes prestar atención. Toma nota de las siguientes y elige alguna o todas en función de tus prioridades:

Respeto

Que te trate bien. Que te presente como su pareja y te tenga en cuenta, sobre todo delante de sus amigos y familiares. Que no te censure ni en público ni en privado y no te deje en evidencia.

Buena persona

De la misma forma que trate a los demás te acabará tratando a ti. Una pareja con valores (solidaridad, empatía…) es fundamental para empezar a caminar juntos por la vida.

Compromiso

Necesitas sentir que con tu pareja tienes futuro, porque si no, estarás perdida emocionalmente. Un hombre comprometido con vuestra historia de amor regala seguridad y estabilidad.

Bondad

Aunque los bad boys (chicos malos) atraen a primera vista y suelen ser más atractivos, a la hora de sentar cabeza seguramente querrás a alguien que sea de fiar.

Lealtad

Una persona leal y noble estará siempre de tu parte y no te hará nunca malas jugadas.

Generosidad

Tu media naranja debe compartir contigo sus sentimientos o emociones. Si, además, no es egoísta y es desprendido, tu felicidad está casi asegurada.

Apoyo incondicional

Aunque no lo reconozcas quieres que ese hombre te valore por lo que eres como persona más allá de lo físico. Que te apoye en todo, y si hay diferencia de opiniones no sentirte rechazada nunca por él. Es importante que esté a tu lado también en los momentos difíciles.

Sentido de humor

Un hombre que te haga reír, optimista, que te ayude a ver el lado positivo de las cosas. ¡Qué buena compañía!

Afectuoso

No es necesario buscar una pareja empalagosa o alguien que le encanten las carantoñas en público. Te basta si alguna vez toma tu mano mientras camina, te da besos en la calle… La vida se compone de pequeños detalles que hacen estallar “esos fuegos artificiales”.

Telepático

Que sepa en todo momento lo que necesitas sin decírselo ni pedírselo. Tu pareja tiene que ser capaz de descifrar todo aquello que te pasa.

Resolutivo, proactivo y seguro de sí mismo

Busca a un hombre capaz de reaccionar al instante y buscar soluciones a los problemas. Ser proactivo significa que tome la iniciativa para resolver cosas y eso es muy positivo.

Educado y caballeroso

Se dice que ya no existen los hombres así, pero un hombre educado no tendrá problema en abrirte la puerta o dejarte pasar primero. No hay nada mejor que sentirse como una princesa.