Toda novia sueña con el vestido de sus sueños, ése con el que caminar hacia el altar dispuesta  pronunciar el "sí" más emocionante de su vida. Por eso, el 17 de enero, bodas.net lanzó en colaboración con la firma San Patrick el concurso El vestido de tus sueños. La afortunada fue Marta Ferrero Rubio y ella misma nos cuenta cómo fue su experiencia:

"Cuando recibí la llamada de Marina estaba trabajando y al principio no presté mucha atención, pero al decirme que llamaba de bodas.net y que había sido la ganadora del concurso El vestido de tus sueños me quedé paralizada. Necesitaba volver a escuchar esas palabras... ¡no me lo creía! Pensé que se trataba de una broma de mis amigas.

Tardé en reaccionar una vez colgué el teléfono, y recuerdo que pensé "¡No puede ser! ¡No es posible que me toque a mí!" En ese momento empecé a dar saltos de alegría y a llamar a mi familia para contárselo. ¡Aún hay gente que no se lo acaba de creer!

La experiencia en San Patrick fue genial. La noche anterior no pude dormir pensando que al día siguiente ¡iba a probarme mi vestido de novia! Al llegar a la central de Barcelona acompañada por mi familia y una amiga, tenía una sensación extraña. No sabía lo que iban a enseñarme, ni cómo sería el lugar donde iba a probarme los vestidos.

Una vez dentro con mi familia y Marina me esperaban Cristina, del Departamento de Marketing de San Patrick, y Mila, la estilista. Fue en ese momento cuando comenzaron a aparecer los nervios.

Cuando vi los vestidos colgados en sus perchas se me aceleró el corazón porque todos me encantaban, en especial uno. pero era para chicas delgadas y con curvas!!! Cuando Mila me dijo "quítate la ropa que empezamos" casi no podía moverme y tuvieron que ayudarme. Y entonces comenzamos a probarme los vestidos.

Todos eran precioso y con todos me veía guapísima pero fue probarme el vestido por el que había sentido un flechazo nada más verlo, aquel que pensaba que era para modelos y... ¡tachán, era el mío! Me encajaba como un guante... definitivamente era ¡MI VESTIDO DE NOVIA! Estaba entusiasmada y a mi familia le encantaba. Marina, Cristina, Mila, incluso todas las chicas que bajaron para saludarme y darme la enhorabuena por el premio lo decían: aquel vestido estaba hecho para mí.

 

Después de esta maravillosa experiencia, sólo puedo dar las gracias a los organizadores del concurso. A bodas.net, en especial a Marina, porque gracias a ella y a sus consejos todo ha sido más fácil. Y a San Patrick por el regalazo y su fantastica atención. ¡Ese día me sentí como una verdadera princesa!

Por nuestra parte, sólo nos queda decir que fue un lujo poder colaborar con San Patrick y hacer realidad el sueño de Marta. Esperamos poder volver a lanzar pronto una nueva edición del concurso El vestido de tus sueños.