Juan Nández
Juan Nández

Es una pena que el traje de novio permanezca para siempre en el armario. Y que después de lo invertido en accesorios y en el maravilloso vestido de novia, no se vuelvan a utilizar nunca más. Por eso… ¿qué os parece si alargáis la vida de vuestros fantásticos looks de boda un poco más? Podréis disfrutar de las mejores fotos en una sesión postboda como otra de vuestras ideas originales de boda. ¿Os seduce la idea? Seguid estos consejos para que las imágenes sean excepcionales.

Hablad con los fotógrafos de la boda

Si habéis quedado satisfechos con el reportaje contratado con los fotógrafos, con el trato dispensado y con el precio acordado, podéis volver a contar con ellos para la sesión de fotos postboda. Es lo más cómodo, pero si habéis tenido una mala experiencia por cualquier motivo, estáis a tiempo de cambiar.

Isaac G.Sidro
Isaac G.Sidro

Fijad una fecha y una hora

Lo ideal es que los profesionales os guíen en la cita, porque ellos conocen mejor que vosotros la calidad de la luz que habrá en función de la hora y del lugar elegido. Procurad que el día seleccionado no sea mucho después que la boda. Aunque no hay prisa, sería un poco extraño que las fotos de la ceremonia no tuvieran mucho que ver con las del postboda, sobre todo por el clima y vuestro aspecto. Intentad repetir todos los detalles, como el peinado para bodas 2019, el maquillaje, la corbata, accesorios como la corona de flores...

Estilismo a vuestro gusto

Pero igual que muchos novios optan por saltarse el protocolo en su enlace, vosotros tenéis la última palabra sobre el look que deseéis lucir en esta sesión fotográfica. Y es que hay parejas que van exactamente iguales que el día B, mientras que otras deciden llevar la misma ropa pero escogen un peinado y un calzado completamente diferentes, los hay que prefieren ir vestidos de calle... No hay más límite que el que deseéis poner vosotros.

Elegid una ambientación común

Si hay algo que os apasione hacer en el tiempo libre, intentad incorporarlo a la sesión de alguna manera. Puede que ambos seáis cinéfilos, amantes de la montaña u os encanten las motos y la carretera. Probablemente ya hayáis pensado en ello para las ideas de decoración para bodas, así que podéis mantener las mismas o darle una vuelta de tuerca e improvisar otras nuevas.

Sayvi Fotografía
Sayvi Fotografía

En caso de que sea en la playa…

Los apasionados de la arena y el sol pueden optar por la romántica costa que, además, está muy de moda. Sin embargo, debéis tener en cuenta que la arena y el salitre del agua de mar pueden estropear tanto el vestido de novia de corte sirena que tanto te estiliza como el magnífico traje de novio original. ¿Habías pensado en darle una segunda vida a tu vestido de novia vintage?

¿Qué tal en otro país?

Y por qué no. Comprad un billete low-cost y preparad las maletas. Podéis viajar con los fotógrafos, si os apetece, o contratarlos de antemano para la sesión en el destino que hayáis escogido. En caso de que vuestra historia de amor se haya desarrollado en varios puntos del globo o que uno de los dos haya nacido en otro país, es una opción perfecta para conseguir lo imposible: que la boda se divida en distintos lugares.

Lo más importante: disfrutad

Vosotros lo sabéis de sobras, aunque nunca está de más recordarlo: relajaos. Ya ha pasado lo más crucial, así que ahora solo queda calmarse y disfrutar muchísimo de la compañía mutua. En esta sesión de fotos habrá sonrisas privadas, besos, abrazos, momentos únicos... solo compartidos con el fotógrafo. Es vuestro momento de jugar. Dejaros llevar y sed vosotros mismos. Actuad con total libertad. Sentiros cómplices el uno del otro. ¡Las fotos van a quedar preciosas!

Después de compartir un día único con todos aquellos que recibieron vuestras invitaciones de boda, la sesión de fotos postboda será un momento íntimo en el que solo se repetirán los peinados de boda y el atuendo que llevásteis ese día. Así que desconectad de la presión de la celebración y sonreíd delante de la cámara. ¡A disfrutar!