Conseguir el vestido de novia, organizar el banquete, encargar las flores y el ramo de novia, comprar todos los detalles de boda… Todo puede hacerse si se es organizado y se aprovecha la información que se encuentra en internet y por supuesto en Bodas.net. Todo el mundo os dice que no se puede organizar una boda en un mes, pero ¡claro que se puede! Aquí os explicamos cómo.

Cerrar la fecha y anunciar la boda con rapidez

Una vez definida la fecha de la boda, sabréis cuánto tiempo tenéis para organizar el resto de detalles. Este puede ser el punto más complicado si tenéis prisa, ya que la mayoría de iglesias y juzgados dan fecha con varios meses de antelación. Una alternativa puede ser casarse ante notario: una solución rápida y ágil. 

En cuanto tengáis la fecha clara, preparad una lista de invitados y anunciad la gran noticia. Se pueden encargar fácilmente esas invitaciones de boda vintage por internet y tenerlas listas en solo un par de días. Si aún no tenéis claro el lugar de la celebración, enviad un “save the date” urgente a vuestros invitados, para que se reserven el día y organicen sus agendas. También podéis ir consultando detalles originales para bodas para escoger algunas que se puedan tener rápidamente. 

Tania Cervián

Confeccionar un presupuesto detallado

A veces las prisas pueden representar un coste añadido, en lo que respecta al vestido, sobre todo si has elegido ese vestido de novia de corte princesa que tanto te gusta. Si tienes prisa y quieres un modelo concreto, es posible que tengas que pagar un extra por tenerlo listo a tiempo. Por eso es importante que decidáis desde ya cuánto os queréis gastar y distribuyáis las diferentes partidas económicas, buscando proveedores que se ajusten a vuestras posibilidades.

Pedir colaboración y ayuda

Si la organización de la boda os sobrepasa, se puede pedir ayuda: padres, hermanos, amigos, primos… Seguro que estarán encantados de echaros una mano con los preparativos. Pedid a vuestros colaboradores que se encarguen de un tema con el que estén familiarizados y que les resulte fácil de manejar. Por ejemplo, si tenéis una amiga a la que le encanta la decoración, pedidle que se encargue de buscar un florista y la decoración de las mesas.

Si hay un amigo relacionado con el mundo de la música, pedid que se encargue de buscar una orquesta o un dj, dependiendo del presupuesto, o que haga una lista aproximada de canciones romanticas para tu boda.

Manuel Asián

Buscar un lugar para el banquete

Si queréis organizar el banquete en un hotel o un restaurante, daos prisa. Muchos establecimientos especializados trabajan con muchos meses de antelación. Mirad bien el  lugar y solicitad una prueba del menú antes de contratar el banquete: que la prisa no os lleve a elegir sin pensar.

Recordad que el banquete es la parte más importante de una boda, y los invitados merecen lo mejor. También se puede encargar los regalos para invitados de boda  por internet: hay una gran variedad de proveedores que pueden prepararte detalles originales en poco tiempo.

Estefanía Barrios Fotografía

Tener siempre la mente abierta

Es muy posible que al tener tan poco tiempo de previsión, algunas de las cosas que os gustan no sean posibles, pero no por ello vuestra boda va a dejar de ser perfecta. Tened la mente abierta y valorad vuestras prioridades, es decir, pensad en aquello que queréis sea como sea y sed más flexibles con el resto de cosas que os parecen menos importantes.

Internet, vuestro gran aliado

Como el tiempo que tendréis es limitado, internet puede ser vuestro aliado, ya que es ideal para consultar regalos, detalles, decoración… ¡y todo sin moverse de casa! Pensad que hoy en día, todo está en la red, así que antes de perder tiempo acercándoos a la tienda, revisad qué sitios son los que más os interesan.

Aliarse con un wedding planner

Si disponéis de presupuesto pero no de tiempo, lo más acertado es contratar a un wedding planner que os ayudará muchísimo en todos los preparativos. Es un profesional que está acostumbrado a este tipo de eventos y que puede conseguir tenerlo todo listo en tiempo récord.

Studioalonso Fotógrafos

Sin duda será un mes de locos, pero al final el resultado puede ser perfecto. Sobre todo, disfruta de la experiencia: buscar detalles adecuados para tus invitados, planear con tu peluquera el mejor peinado de boda o irte de tiendas para buscar unos zapatos de novia son cosas que no puedes dejar para el final.