Por su variedad de tamaños y estilos, la diadema se adapta a cualquier novia y a su vestido sin mucho esfuerzo. Tras eso, el peinado deberá adaptarse al todo, dando el toque final y permitiendo que la diadema se luzca tanto como deseábamos.

Algunos de los peinados con diadema más bonitos son:

  • Pelo suelto y natural, arreglado y con forma, y la diadema puesta encima, siendo sólo un toque de brillo entre los cabellos de la novia, sin más protagonismo.
  • Un semirrecogido en el que la diadema irá sobre la cabeza, cerca de la frente, dando un toque más informal y un estilo más hippy o campestre.
  • Semirrecogido con cardado en el que la diadema hace la función casi de tiara, muy años 50, elegante y chic para novias urbanitas.

 

Rebeca Lombardo

 

  • Recogido de la parte delantera con la parte de atrás en cascada y una doble diadema que quedará perfecto con vestidos de aire griego o medieval.
  • Moño alto clásico en el que la diadema puede ejercer como tal o de tiara, en la parte anterior del moño y posterior de la cabeza.
  • Las hay hechas de tela que puedes colocarte al estilo pirata sobre la frente o como toque final  sobre un recogido ligero y algo despeinado.

Tú decides el protagonismo que deseas darle a la diadema sobre tu peinado o en el conjunto de tu look de novia, acuérdate de llevarla siempre a las pruebas de peinado antes de la boda.

 

Foto 1: Edu López LifeStyle Photography

Foto 2: Rebeca Lombardo