Pedroro

 

Las arras son 13 monedas que simbolizan la buena economía en el futuro hogar y los bienes que los contrayentes compartirán en su matrimonio. El novio se las entrega a la novia durante la ceremonia y son trece porque en esa cantidad simboliza buena suerte. En muchas ocasiones es un niño o niña de la familia quien hace esa entrega, aunque debe tener la suficiente conciencia de la importancia del momento, es decir, no vale un menor de tres o cuatro años ya que llegado el momento puede que no reaccione como esperáis.


Además de simbolizar los bienes a compartir, hay muchas otras teorías acerca de su significado, como que el novio las entrega como “premio” a la virginidad de su futura esposa. Suelen ser 12 de oro y una de plata o platino. Últimamente se acostumbra a que en lugar de comprarlas los propios novios sea la madrina quien las regale o bien que se hereden de padres a hijos para que su valor sentimental aumente mucho más, lo que le daría mayor significado a su entrega. Suelen guardarse en una bolsa o bandeja.

 

 

La tradición de las arras es milenaria y ha perdurado generación tras generación, aunque no todo el mundo las utiliza. En su dorso suelen acuñarse imágenes o expresiones de fe, como “el amor en el dolor y en la alegría”, “creced y multiplicaos”, “vínculo de amor”, “permaneced en la fe y en el amor”… y en casi todas las joyerías te las personalizan con la frase que desees, con una imagen vuestra grabada, vuestros nombres… Se acuñan en oro y plata. Algunas de las imágenes que se suelen acuñar son dinastías reales como los Reyes Católicos, Juan Carlos I y Sofía o Alfonso XIII.

En muchos sitios podréis también personalizar las arras en oro o plata con los Escudos Heráldicos de vuestros apellidos y la fecha de la boda, ya que así perdurará para siempre la unión de esos apellidos y será la forma de comenzar a formar una familia.

Fotos: Joyería Pedroro