Seguro que en tu infancia has jugado con ellos, y no podían faltar en la decoración de tus cumpleaños, ni en las guerras de agua en verano, pero seguro que no te has planteado que puedes usar globos en la decoración de tu boda.

 

 

  • Si quieres conseguir un ambiente mágico llena el techo de globos de helio. Utilízalos sólo de uno o dos colores, a juego con la decoración. Átales una cinta a cada globo, pero no muy larga para que no molesten a los invitados.
  • Si tu boda es al aire libre ata un globo de helio a cada silla. Que sean todos del mismo color, y si son grandes mejor.

 

 

  • Si la ceremonia es al aire libre puedes utilizar un arco de globos, y atar a las sillas de los invitados ramilletes de 3 globos en lugar de flores. En este caso no infles los globos con helio.
  • Lluvia de globos. Sorprende a tus invitados con una lluvia de globos. Sujétalos al techo utilizando una red, y pide que los suelten a la hora del primer baile. Si quieres un efecto más divertido hazlo en la hora loca.
  • Suelta de globos. Si el aperitivo es al aire libre tener preparado un globo de helio para cada invitado, y a la hora del brindis soltarlos todos a la vez y pedid un deseo. 

 

 

  • Emula a Sarah Jessica Parker y al resto de las chicas de Sexo en Nueva York y utiliza un ramillete de globos grandes en tu sesión de fotos. Cada vez son más los novios que utilizan globos para hacerse las fotos de la boda o el pre-boda. El resultado es divertido y original, y gracias a Carrie, incluso chic. Tanto que muchas bloggers de moda ya se han apuntado a esta tendencia.
  • Y si no te gustan los globos de toda la vida utiliza los de papel, también llamados farolillos chinos. Quedan espectaculares en bodas al aire libre. Además los tienes de diferentes colores. Aunque si los eliges blancos y les atas cintas de dos tonalidades del mismo color, el resultado es original y elegante.

 

Foto 1: Bufetes

Foto 2: Globos divertidos

Foto 3: Saltos de alegría