Cuando llega el momento de elegir la decoración para el banquete, siempre surgen dudas con los centros de mesa, ya que en ocasiones ocupan mucho espacio y entorpecen bastante. Hace unos días os contamos cómo son los centros de velas y también los de flores, así que hoy traemos otra opción que cada día se utiliza más y que tiene mucha aceptación tanto por parejas como por invitados: los centros de mesa con globos. Original y divertido, bien compuestos pueden además ser muy elegantes. Si os apetece esta opción, tomad nota de estos consejitos para que sepáis sus características y cómo se hacen:

  • Lo ideal es que se coloquen 3 ó 5 globos, en número impar queda siempre más bonito. Podéis poner más cantidad si van a estar altos y que en la mesa estén sujetos con algún detalle como bombones o el detalle que se llevará cada uno.
  • Suele hacerse a lo alto ya que ocupan mucho y a lo ancho llenaría casi toda la mesa.
  • Suelen entrelazarse con algún lazo bonito en otro tono del mismo color o en blanco con detalles del color del globo.
  • En la base podéis colocar alguna flor que le dé un poquito más de vida. Obviamente poner alguna vela en la base queda descartado, aunque no se encienda siempre habrá alguien que en un momento de la noche lo haga y se estallen los globos.

  • Podéis decorar los globos con alguna brillantina o dibujo. Hay también quien los compra personalizados con los nombres o la silueta de los dos.
  • No los infléis demasiado, lo ideal es que queden a medio camino, ya que cuanto más inflados más grandes son y entorpecería bastante la visión de un lado a otro de la mesa.
  • Podéis también probar a componer alguna figura con los globos, como la de una pareja o vuestro animal favorito.
  • Podéis complementar los centros de mesa con otros globos de mayor tamaño en otros lugares del salón o del jardín en donde se celebre la boda. Globos gigantes con la misma decoración quedan muy bonitos.
  • Algo que también se puede hacer es poner un globo en la silla de cada niño, y si puede ser de su color favorito mucho mejor. Amarráis el globo con una cuerda fina, es un bonito detalle y al niño le encantará.

Foto: Globus Lleida